Bancario descuartizó a una actriz porno en Italia

Davide Fontana, un empleado de banca italiano y autor de un blog sobre gastronomía, asesinó a la actriz porno Carol Maltesi, de 26 años, y ocultó su cuerpo en un freezer durante tres meses. Luego lo abandonó en medio de la montaña.

Fontana descuartizó a la mujer en pedazos y luego de deshacerse del cadaver decidió contarle a la policía el crimen. Maltesi, madre de un hijo de seis años y conocida como Charlotte Angie estaba desaparecida hace casi tres meses pero el asesino había fingido ser ella respondiendo a los mensajes de texto de sus allegados, según reveló El País.

Fontana y Maltesi eran vecinos en Rescaldina, un pueblo de la corona metropolitana de Milán. Se conocieron en un hotel de Milán en octubre de 2020, durante el encierro provocado por la pandemia del coronavirus.

“La conocí a través de Instagram y le hice unas fotos en ropa interior. Vivía en Milán con mi mujer, luego decidí dejarla porque empecé a mantener relaciones con Carol. Manteníamos una relación abierta. Ella vendía películas porno y fotos en Onlyfans (un canal de suscripción usado a menudo por el sector porno para aumentar sus ingresos)”, declaró el femicida.

Ambos comenzaron a grabar escenas de porno extremo, hasta que entre el 10 y el 11 de enero, Fontana la asesinó. Ese día grabaron dos vídeos en la casa de la actriz, uno todavía se conservaba en el teléfono del hombre. El segundo, que mostraría el asesinato de de Maltesi, fue eliminado.

Fontana confesó: “Ella estaba atada (en una barra de striptease), tenía una bolsa en la cabeza. Empecé a golpearla con un martillo por todo el cuerpo, no muy fuerte. Luego, cuando llegué a la cabeza, comencé a golpearla con fuerza, no estoy seguro de por qué. No sé qué me pasó. Creo que ya estaba muerta, no sabía qué hacer y le corté el cuello con un cuchillo de cocina. Estuve media hora mirándola y luego me fui a casa”.

Descuartizó el cuerpo con varios instrumentos que había comprado por Amazon y lo dejó en el congelador. Más de dos meses después, puso los restos en el auto de la víctima, condujo 120 kilómetros hasta las montañas de Borno (Brescia) y los abandonó.

El 20 de marzo, un hombre que paseaba por la zona de Borno encontró a Maltesi. Las distintas partes de su cuerpo estaban esparcidas, tenía el rostro quemado. El estado de descomposición dificultó la identificación por parte de la policía.

Fontana siguió usando el teléfono de la víctima y también siguió su auto Fiat 500. Cuando se dio cuenta de que los investigadores estaban acercándose a él el pasado lunes decidió denunciar la desaparición de forma oficial. Durante la declaració terminó confesando el crimen.

En Italia ha habido 25 feminicidios solo desde que comenzó el año. La propia Maltesi había publicado un vídeo el 25 de noviembre denunciando los malos tratos psicológicos que a menudo sufren las mujeres y pasan más desapercibidos que los físicos: “Lo he vivido en mi pequeña realidad personal… Se habla mucho de la violencia física, pero también es importante la psicológica porque es la que te destruye”.

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...