Una capilla necesita colaboración

El primer domingo después de la Pascua, será momento de una importante celebración para los vecinos del barrio Eva Perón.

Es que se hará la fiesta patronal en honor a Jesús de la Divina Misericordia que se vivirá de una manera muy especial en la capilla del lugar, ubicada entre las calles Moisés y Condorí del mencionado sector. A una cuadra de la avenida del Trabajo, se levanta esta construcción -proyecto del padre Miguel Ángel Aquino- que necesita de la ayuda de la comunidad para completarse como obra. Es por ello que los vecinos organizaron la campaña "Una bolsa de cemento", con el objetivo de terminar ese trabajo. "La capilla está dedicada a la Divina Misericordia y se encuentra a medio construir. Nos faltan muchas cosas, pero en estos momentos queremos hacer la vereda y el cordón cuneta para después pintarla y acondicionarla para que podamos celebrar una semana después de Pascuas", expresó Silvia Rodríguez, vecina del lugar quien anhela la colaboración de la gente para esta causa.

SIN VEREDA | LA CAPILLA NECESITA COLABORACIÓN Y AYUDA URGENTE.

La construcción de la capilla comenzó cinco años atrás, fruto del trabajo de los vecinos junto al municipio capitalino. "Por nuestra parte hicimos rifas y bonos y avanzamos, pero nos falta", comentó. La campaña tiene por objetivo construir la vereda con el concreto recolectado. Luego, se continuaría con la colocación de ventanas, muy necesarias debido a los días de lluvia. No obstante, los niños del lugar asisten a clases de catequesis desde hace tres años y existe un comedor comunitario donde se les brinda extraclases de nivel escolar, generando un gran movimiento alrededor de la capilla para los vecinalistas.

"Se están proyectando varias cosas para hacer, como algunos cursos de rápida salida laboral; y también para que la gente pueda expresar su fe, porque no hay otra capilla más cercana por aquí", destacó Rodríguez contando que ya se hicieron encuentros católicos con otras instituciones y que los vecinos se acercaron para participar de los mismos.

"La pandemia frenó bastante todo, pero la gente tomó conciencia de la existencia de la capilla y ahora le estamos poniendo mucho empeño para darle un toque cálido. Estamos a full difundiendo mucho en el barrio porque al principio pensaban que era un templo evangélico", expresó la referente del barrio Eva Perón, cuya iluminación le preocupa como así también el estado de las calles cuando las precipitaciones son continuas.

POZOS CON AGUA | UNA DE LAS CALLES QUE PRECISA SER REPARADA.

"Desde la avenida del Trabajo tenés que buscar por dónde ir o caminar cuando llueve. Se forma mucho barro, porque las calles son de tierra y hay pozos imposibles de transitar. Si nos ayudaran con eso, sería bueno", explicó Rodríguez respecto de las condiciones del barrio en el que habita.

Por consultas, los vecinos que deseen colaborar pueden hacerlo dirigiéndose a la capilla Jesús de la Divina Misericordia, ubicada entra calles Moisés y Condorí y preguntar por Silvia Rodríguez.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...