Subas de más del 30% en un mes en la ropa de abrigo

Con la baja de las temperaturas llegaron las subas en los precios de las prendas de vestir de la temporada otoño-invierno, que en un mes se elevaron a más del 30%.

Tras un relevamiento por distintas tiendas de indumentaria de la capital jujeña, los comerciantes coincidieron en que durante el 2021 no hubo tantos aumentos como los registrados en lo que va de este año.

Estimaron también que, en aproximación con la inflación interanual de la provincia, el rubro sufrió también un encarecimiento de sus productos de alrededor del 50% en doce meses.

Y a la suba hay que sumarle el faltante de algunas prendas producto de las restricciones impuestas a las importaciones, que no permiten el ingreso fluido de la mercadería al país.

"Hace un mes una parka salía $12.990 y hoy la misma está a $16.990", informó la encargada de una tienda. Esta diferencia de $4.000 representa una suba del 31%.

Y agregó que "este año en lo que más se sintió la suba es en los abrigos, no así en pantalones y remeras. Por ejemplo, una campera el mes pasado de $13.990 pasó a $15.990", aclaró.

Esta última y fuerte suba registrada se sintió en los comercios de indumentaria en general, donde un pantalón para hombre se conseguía a $4.990 y hoy a $6.990.

Cabe destacar que pese a que hubo una suba generalizada de los precios, los mismos varían de acuerdo a la marca. En tiendas de marca intermedia se pueden conseguir prendas a costos todavía accesibles, como buzos a $2.500, camisetas entre $1.000 y $2.500, camperones para dama $9.300 y parkas para varón a $10.000.

En cambio en tiendas de primeras marcas los precios pueden llegar a cuadruplicarse: una parka de similares características a la antes mencionada tiene un costo de $43.900. También se encuentran tapados para dama de hasta $58.000 y poleras de $13.900.

En lo que respecta a productos importados, el encargado de una tienda de calle Belgrano comentó a El Tribuno de Jujuy que les está costando conseguirlas por las restricciones impuestas a las importaciones, lo que provoca que "la mercadería esté parada en el puerto e ingrese al país a cuentagotas", medida que afecta fuertemente a los comercios. "Ahora no tenemos camperas para hombres, pullovers ni buzos que regularmente llegan para fines de marzo y ya estamos en mayo y todavía no llegó nada. Lo que tenemos es lo que quedó del año pasado. Lo mismo pasa con los acolchados y las frazadas importadas, no hay", indicó.

La falta de este tipo de prendas preocupa fuertemente al sector dada la proximidad del festejo del Día del Padre, cuando la demanda es alta, celebración muy esperada por el impulso que genera en las ventas.

En esta línea destacó que "esta situación afecta directamente en el precio de estos artículos si se comparan con el año pasado". Destacó que de un año a otro la suba alcanzó fácilmente el 50%, emparejada con la inflación anual de la provincia que alcanzó el 59,7%.

"El año pasado no tuvimos tanto aumento como este año", dijo al coincidir con otra gerente de venta de un local de calle Necochea, quien advirtió además que a su tienda este año todavía no llegaron las prendas de cuero por lo que sólo comercializan de símil cuero.

Por último, los comerciantes descartaron una nueva y fuerte suba de precios para la llegada del invierno. Sin embargo, dejaron entrever la posibilidad de pequeñas actualizaciones, pero no tan significativas como la de este mes.

En lo que va del año, el rubro indumentaria acumula una inflación del 18%, según el reporte de abril de la Dirección Provincial de Estadística y Censos (Dipec).

Mientras que se supo también que en un mes las prendas de vestir aumentaron sus precios en un 6,7%, el incremento más alto en lo que va del año, ya que durante los tres meses anteriores registraba subas de 3,5% promedio.

Y si de inflación interanual hablamos, el rubro acumula un incremento del 60,3%.

 

Aparecen

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...