¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

33°
1 de Marzo,  Jujuy, Argentina
PUBLICIDAD

Lotocki sigue acumulando casos de mala praxis

Romina Vega tenía 21 años cuando falleció por una embolia pulmonar, minutos después de haber sido intervenida por Aníbal Lotocki.

Viernes, 07 de julio de 2023 15:19

Conocido en el mundo del espectáculo como “el cirujano de los famosos” por haber practicado intervenciones quirúrgicas por cuestiones estéticas a numerosas celebridades, el nombre de Aníbal Lotocki trasciende en los juzgados por mala praxis en la salud de sus pacientes. Aunque en la actualidad está relacionado a casos como el de Gabriela Trenchi, Pamela Sosa, Stefanía Xipolitakis y Silvina Luna, su historial se remonta a la capital misionera en 2007, cuando atendía en la clínica Full Esthetic Center, ubicada por calle Córdoba entre Colón y Félix de Azara.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

Conocido en el mundo del espectáculo como “el cirujano de los famosos” por haber practicado intervenciones quirúrgicas por cuestiones estéticas a numerosas celebridades, el nombre de Aníbal Lotocki trasciende en los juzgados por mala praxis en la salud de sus pacientes. Aunque en la actualidad está relacionado a casos como el de Gabriela Trenchi, Pamela Sosa, Stefanía Xipolitakis y Silvina Luna, su historial se remonta a la capital misionera en 2007, cuando atendía en la clínica Full Esthetic Center, ubicada por calle Córdoba entre Colón y Félix de Azara.

“A él lo absolvieron teniendo todo en contra”, señaló Lorena Vega sobre la muerte de su hermana Romina, quien falleció por una embolia pulmonar, luego de haberse realizado una liposucción en abdomen, cintura y brazos seguida de una inyección de grasa en los glúteos. “Se recuerda el caso de mi hermana porque fue uno de los primeros que tuvo Aníbal Lotocki”, agregó, en diálogo con Acá te lo Contamos por Radioactiva.

Romina Vega tenía 21 años en 2007, cuando conoció al médico en un boliche. “Ella era una joven muy bella y divertida. No necesitaba realmente esta operación, pero en la sociedad en la que vivimos, si no sos delgadita, mentalmente empezas a considerar que no está bien tu físico. Ella empezó a querer operarse y lo conoció a él en un boliche, donde le ofreció sus servicios”, relató Lorena.

Asimismo, recordó que su mamá le había advertido que toda operación era riesgosa y que se hiciera chequeos previos de salud, dado que Lotocki no había pedido controles. “Fueron a hablar con él y él aseguró que todo iba a salir bien, que Romina iba a salir caminando y que era una operación super simple”, dijo. Sin embargo, poco tiempo después de haber ingresado para ser intervenida, la familia recibe un llamado porque “las cosas se complicaron”.

“Cuando mi mamá llegó, vio que la estaban bajando atada por la escalera y no pudieron reanimarla”, contó Lorena respecto a los últimos momentos con vida de su hermana Romina. “La grasa se le fue a los pulmones y causó una embolia. Mi mamá hizo la denuncia y tenía todas las pruebas, pero lo absolvieron como si nada”, recapituló.

Luego de nueve meses, el juez Luis Rey y la médico forense Mónica Palacios inspeccionaron la clínica que dirigía Aníbal Lotocki en Posadas, determinando que él no tenía mayor responsabilidad que la de un homicidio culposo. El médico fue sobreseído por falta de mérito, pagando una fianza de $50.000. “Hoy en día la causa está prescripta y no se puede juzgar dos veces por el mismo hecho”, indicó Lorena como abogada.

“Te da impotencia porque, por lo menos, lo hubieran inhabilitado. Él no es especialista y decía que agregaba metacrilato pero es tan caro que aplica otra cosa. Todas estas cuestiones no se tuvieron en cuenta”, manifestó sobre la resolución de la causa. “Siempre pedimos y vamos a seguir pidiendo justicia por mi hermana”, subrayó.

Además, comentó que mantuvieron conversaciones con Gabriela Trenchi, otra de las víctimas, y que consideran que Lotocki no está detenido porque hay un trasfondo de dinero y poder. “No podemos hacer más nada que llamar a la reflexión de que todas las chicas se acepten tal cual son y, si en algún momento quieren operarse, que lo hagan con un especialista chequeado”, concluyó.

 

Casos recientes

En la actualidad, Aníbal Lotocki acumula varias denuncias en la justicia por estafas y lesiones graves a raíz de sus intervenciones estéticas. Entre las denunciantes por mala praxis se encuentran las famosas Pamela Sosa, Gabriela Trenchi, Stefanía Xipolitakis y Silvina Luna, la modelo que se encuentra internada en terapia intensiva por complicaciones de salud que arrastra desde 2011, como consecuencia de una cirugía estética.

Cabe recordar que, en abril de 2021, el médico misionero fue imputado por la muerte del empresario Cristian Zárate, un hombre de 50 años al que había atendido quirúrgicamente en su consultorio ese mismo año. El año pasado Lotocki recibió una condena de cuatro años de prisión en marco de las denuncias realizadas por varias famosas. Pese a haber quedado inhabilitado para ejercer la profesión por cinco años, no está detenido.

 

Fuente: El Territorio

Temas de la nota

Temas de la nota