¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

14°
16 de Abril,  Jujuy, Argentina
PUBLICIDAD

Un artefacto eléctrico habría provocado el incendio

Hoy habría un informe oficial y una de las hipótesis cobra más fuerza que otras dos.El único sobreviviente va a declarar y se espera que aporte elementos sobre lo sucedido.

Miércoles, 03 de abril de 2024 01:02

El pueblo abrapampeño no sale de su conmoción tras la pérdida de dos de sus hijos en los últimos días.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

El pueblo abrapampeño no sale de su conmoción tras la pérdida de dos de sus hijos en los últimos días.

El fin de semana se conocieron las imágenes de las últimas despedidas a Tiziano Tejerina (18) y Sebastián Liquín (19), fallecidos en la tragedia ocurrida en el edificio de la avenida Hipólito Yrigoyen de la capital cordobesa.

Mientras tanto, peritos de la Dirección Bomberos y de la Policía Judicial trabajan para determinar qué generó el incendio. La causa está radicada en la Fiscalía de Rubén Caro, donde se esperan los resultados de los peritajes, al tiempo que se ordenó la toma de testimonios y la búsqueda de testigos.

Según fuentes cercanas a la investigación, hoy habría un informe oficial y todo indica que lo sucedido el jueves a la madrugada en el departamento 12A fue un episodio accidental.

El viernes, los investigadores barajaban tres hipótesis. La primera de ellas relacionada a una falla en el sistema eléctrico, por lo cual se revisó la instalación y está en buen estado, aunque no se descarta.

La segunda, es un supuesto problema en la conexión de gas, por eso se inspeccionó la instalación debido a denuncias previas de los estudiantes en un grupo de Whatsapp del edificio. Está en buen estado, pero tampoco se descarta.

Finalmente, la tercera de las hipótesis es la explosión de un artefacto eléctrico enchufado que tomó relevancia entre los investigadores y en ese marco las miradas están puestas.

Los hechos

El jueves cerca de las 4.30 comenzó un incendio en uno de los departamentos del 12° piso del edificio Aguaribay ubicado en el barrio Nueva Córdoba de la capital de la provincia mediterránea.

En esas circunstancias, el humo y el fuego alcanzaron todos los ambientes del departamento y los tres jóvenes no tenían posibilidades de salir por la puerta o el balcón.

Ante la desesperación, los estudiantes intentaron escapar del infierno por una de las ventanas que no posee balcón para llegar hasta otro piso.

Fue entonces, que Tiziano Tejerina, de 18 años, intentó salir del departamento y desde 30 metros cayó sobre el techo de un local comercial ubicado en la planta baja con desenlace fatal para el oriundo de Abra Pampa y quien estaba comenzando sus estudios universitarios en la Universidad Nacional de Córdoba.

También intentó escapar del infierno que se desató en el piso 12 del edificio Aguaribay el joven Sebastián Liquín, quien sobrevivió milagrosamente durante algunas horas tras la brutal caída.

La lamentable noticia del fallecimiento del Liquín llegó el viernes luego del mediodía, después de estar internado en la Unidad de Terapia Intensiva (UTI) del Hospital de Urgencias de la capital cordobesa en estado crítico, a causa de "padecer un trauma multisistémico. Con traumatismos de cráneo, de tórax y de abdomen, y una fractura expuesta en la pierna derecho", comentó el jueves uno de los médicos a los medios de la ciudad de Córdoba.

Por su parte, el tercer habitante del departamento siniestrado pudo escapar milagrosamente, situación que fue registrada por un vecino y luego las imágenes se viralizaron en las redes sociales durante el fin de semana.

El joven, de 19 años, solamente podía sostenerse de una cornisa donde tuvo que utilizar su agilidad para poder trasladarse en tan peligrosa maniobra, en medio de la desesperación y con el fuego sobre su cabeza.

Complicadas maniobras tuvo que realizar para poder salvar su vida, mientras los vecinos lo ayudaron para poder ingresar por la ventana del piso 11 a unos 30 metros de altura.

Tras sobrevivir, fue asistido inmediatamente por los bomberos que ingresaron mediante el complejo de departamentos vecino.

 

Los padres serán querellantes

En este contexto, los padres de los jóvenes Tiziano Tejerina y Sebastián Liquín serán parte querellante de la causa.

El abogado Carlos Nayi indicó que tomó la representación de los familiares con la finalidad de ser querellantes particulares para determinar cuál fue la causa del incendio y "verificar si hay algún grado de responsabilidad y de quién para aplicar la máxima sanción penal por el prejuicio irreparable generado".

El domingo pasado, en medio de la total consternación, se concretó el último adiós a los dos jóvenes abrapampeños en su localidad con el acompañamiento de familiares, amigos y vecinos.

El único sobreviviente llegó en muletas a despedir a sus amigos.

Se espera que este joven pueda declarar en la fiscalía y aporte elementos que permitan determinar qué fue lo que sucedió.

Temas de la nota