Miles de fieles devotos del norte provincial rindieron culto a la Virgen de la Peña, tras la tradicional peregrinación al paraje Yariguarenda, a 15 km de la ciudad de Tartagal, donde se halla un santuario erigido en su honor.
Las actividades centrales tuvieron lugar el domingo.La llegada de peregrinos al lugar fue incesante durante la noche y del sábado y se acrecentó en la mañana del domingo. En la mañana la imagen de la Virgen salió en procesión, acompañada por melodías típicas del Chaco salteño, interpretadas por bombos y violines.
Desde la nueva parroquia, ya casi concluida luego de años de esfuerzo de los sacerdotes franciscanos, la multitud se dirigió hacia una explanada donde monseñor Marcelo Daniel Colombo ofició la misa central, para retornar con la imagen de la Virgen.
Vale la pena destacar que a la Virgen de la Peña se le adjudican innumerables milagros y su aparición en la zona se remonta a la primera mitad del siglo XIX, en la cima de una montaña, aunque los primeros documentos litúrgicos datan de 1904 por parte de la señora Romualda Burgos de Meriles. Desde ese entonces las peregrinaciones convocan a más fieles cada año.
De los actos religiosos participaron el intendente de Tartagal, Sergio Leavy, el vicegobernador, Andrés Zottos; legisladores provinciales y municipales, y el sacerdote franciscano, Rubén Sica.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Municipios

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...