La Asamblea autónoma de Irlanda del Norte rechazó ayer una propuesta del Partido Verde y el Sinn Fein, antiguo brazo político del inactivo IRA, para estudiar la legalización de los matrimonios entre parejas del mismo sexo.

De los 108 miembros que componen el Parlamento de Belfast, 45 respaldaron la iniciativa, pero solo tres de ellos pertenecen al protestante Partido Unionista del Ulster (UUP), la tercera formación de la provincia.

A pesar de que su aprobación no hubiese obligado a modificar la legislación vigente, el Gobierno autónomo de poder compartido entre católicos y protestantes se hubiese visto obligado, al menos, a estudiar la situación.

Desde 2005, la ley de uniones civiles del Reino Unido permite los enlaces entre personas del mismo sexo, pero no las califica de “matrimonios”, por lo que carecen de algunos derechos, como el de poder adoptar.

El único parlamentario "verde" norirlandés, Steven Agnew, aseguró ayer que la moción trataba de abordar, “simplemente, una cuestión de igualdad”.

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...