Jóvenes del barrio Vélez Sarsfiel admitieron hoy a El Tribuno que ellos mismos habían colgado ayer por la tarde un esqueleto que encontraron en un terreno baldío. 

A modo de broma y tal como lo hallaron, lo colgaron de un poste de tendido eléctrico en la calle Lola Mora y pasaje Limache. Incluso pretendían ponerle un "gorrito de Navidad", pero no lo hicieron y sólo colocaron una inscripción de San La Muerte, a pesar de que no se declararon devotos. 

La osamenta, que estaba completa y sólo le faltaban los pies, tenía un soporte que lo mantenía firme por lo que suponían que era para fines educativos. Sin embargo, dijeron no saber si se trataba o no del esqueleto de un ser humano, algo que la policía que se apresentó en el lugar luego confirmó. 

Según declararon también, creían que no lo iban a sacar pues ayer un patrullero los había visto y no fue hasta hoy que lo retiraron. 

El personal que esta mañana trabajó en el lugar pertenecía al Cuerpo de Investigaciones Fiscales (CIF). 

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...