El dique El Tunal, ubicado en el departamento de Metán, se está viendo amenazado por pescadores desaprensivos que arrojan toda clase de residuos y botellas de plástico en el agua y, principalmente, en las márgenes ubicadas en la zona conocida como la “cola” del embalse.

Al lugar se llega por El Galpón, por la ruta provincial 43, cuyas condiciones de transitabilidad han mejorado notablemente, pero todavía presenta un inconveniente antes de llegar al dique, más precisamente en el sector que cruza una acequia que se desbordó.

Pescadores de distintas localidades de Salta, de Jujuy y de otras provincias llegan permanentemente a desarrollar esta actividad deportiva en la zona, pero, lamentablemente, algunos no cuidan el medio ambiente.

Lamentable panorama

El Tribuno recorrió las márgenes del sector conocido como la “cola” del dique y el panorama es lamentable.

Botellas de vidrio y de plástico, todo tipo de bolsas y otras basuras pueden observarse en el agua y en lugares donde los pescadores realizan los campamentos.

Algunos que desarrollan la actividad son muy ecologistas, disfrutan de las jornadas y al finalizarlas recogen la basura y la depositan en bolsas, pero otros, en cambio, la arrojan en cualquier sitio, lo que produce un grave daño ambiental.

Depredación

Pescadores deportivos y lugareños desde hace tiempo vienen advirtiendo sobre la depredación de peces que existe en el dique El Tunal y el Juramento, como en otros ríos de la zona como el Medina, que atraviesa la ruta nacional 16, cerca de El Galpón. En el verano pasado el río Medina fue víctima de una gran depredación de bagres durante la veda, sin que existan controles efectivos, con el agravante de que esa especie sube el cauce en esa época para depositar sus huevos y reproducirse. Por ello, el daño que se produce es incalculable, debido a que los sacaron con cañas y redes en gran cantidad.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...