Dos hombres se encuentran detenidos en el marco de la investigación por la trágica explosión del edificio de Rosario, que dejó un saldo oficial de diez muertos mientras continúa contrarreloj la remoción de escombros en busca de once personas que permanecen como desaparecidas.
La causa judicial está caratulada como "estrago culposo", delito para el que la ley contempla penas que van de un mes a cinco años de prisión.
La presidenta Cristina Kirchner recorrió este miércoles la zona del derrumbe en el centro de la ciudad y luego visitó a los heridos en los centros asistenciales.
La mayoría de los testimonios e indicios apuntaban hoy a que la tragedia ocurrida este martes en el edificio de Salta, entre Balcarce y Oroño, se produjo por un escape de gas y crecen las sospechas de negligencia por parte del gasista matriculado que fue detenido como acusado de "estrago doloso".
También se encuentra detenida otra persona que sería ayudante del gasista Carlos García y que se presentó voluntariamente en tribunales.
El juez que intervino en el caso, Juan Carlos Curto, informó este miércoles que esta persona "se presentó en forma espontánea y quedó detenida".
"Sería la persona que estaba trabajando en el lugar (junto con el gasista)", indicó.
Además, el magistrado precisó que "a más tardar en el día de mañana" (por este jueves) ambos van a estar prestando declaración. También señaló el juez que por el momento se mantiene la carátula de "estrago doloso" y que la pena que corresponde va "entre un mes y los cinco años de prisión"
Pedro, portero del edificio en el que ocurrió la tragedia, aseguró que el gasista estaba trabajando en el regulador de gas del edificio cuando "cometió un grave error" y "escapó en su camioneta", momentos después de avisar que se iba a producir la explosión por acumulación de fluido.
Por su parte, la intendente local, Mónica Fein, informó que en total fueron 62 las personas derivadas a distintos centros asistenciales, de las cuales 20 permanecían internadas, tres de ella en estado de gravedad.
El secretario de Salud de Rosario, Alejandro Caruana, confirmó en conferencia de prensa que las diez personas fallecidas ya fueron identificadas.
En horas del mediodía, una de las personas desaparecidas, un joven de 29 años llamado Omar Pais, se presentó ante las autoridades, tras permanecer en estado de shock.
"Estaba en la casa de un hermano, muy golpeado por lo que pasó", confirmó el ministro de Seguridad provincia, Raúl Lamberto. 
Horas más tarde, una mujer de unos 29 años de edad, de nombre Victoria Souto, que vivía en el edificio donde ocurrió la explosión también fue encontrada con vida. 
Tras la explosión, la mujer se había dirigido a una vivienda ubicada en Ceballos al 200, donde viven sus familiares, pero ella no se encontraba en la lista de personas desaparecidas.
En tanto continúan las tareas de remoción de escombros, que se detienen periódicamente para dar lugar a las ecosondas, que registran todo tipo de sonidos para tener indicios de que puede haber sobrevivientes.
Un grupo de 25 equipos de expertos en catástrofes y rescate trabajan en la zona con la prioridad de encontrar a las personas  desaparecidas y realizar un informe técnico sobre la seguridad de las edificaciones afectadas.
También la comuna informó que las otras dos torres que aún permanecen en pie, siguen en riesgo de derrumbe, por lo que se analiza la necesidad de demolerlas.
Se estima que los vecinos del barrio que fueron evacuados podrán volver el próximo viernes a sus hogares, mientras que por el momento continúan suspendidas las clases en unos 11 establecimientos en la zona.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...