De acuerdo al proyecto del presupuesto nacional que ya tuvo media sanción en la Cámara de Diputados y que espera convertirse en ley en el Senado, la Jefatura de Gabinete de Ministros le asignó una partida de $ 1.410 millones al programa Fútbol para Todos para 2014.

Así, televisar los torneos de Primera División y de la B Nacional costará casi $ 4 millones por día el año próximo, en tanto que la inversión total en el área desde que en 2009 la AFA le entregó los derechos al Gobierno alcanzaron los $ 6.127,9 millones.

De aquél primer envío de fondos que el Ejecutivo le giró a la Asociación de Fútbol Argentino hace cuatro años el incremento de las partidas fue exponencial, hasta llegar a un 135% teniendo en cuenta lo proyectado para el próximo presupuesto. Teniendo en cuenta que este año se pactó destinar $ 1.201 millones, el alza para 2014 será de 17%, por encima del 10,4% de inflación anual que presume el Ministerio de Economía y por debajo del 23% de privados.

Para conocer el inicio de la historia hay que remontarse al 11 de agosto de 2009, cuando la presidenta, en el predio de Ezeiza de la AFA, rubricó el vínculo entre el Gobierno y la entidad que preside Julio Grondona, que venía de rescindir de manera unilateral su contrato con las compañías TSC y Trisa, propiedad del Grupo Clarín y de Torneos y Competencias.

Pocos días después del anuncio, el 2 de septiembre, ingresó el primer pago mensual del Estado por $ 50 millones. Esa fue la primera cuota de todas las que desembolsaría la Casa Rosada ese año hasta alcanzar los $ 600 millones para solventar el programa.

 En 2010, según lo presupuestado, la AFA recibiría otros $ 648 millones por los campeonatos de Primera. Pero en el transcurso de ese año, Gabinete le habilitó a la AFA otros $ 206,7 millones. La tendencia siguió en 2011, cuando se previeron $ 690 millones, a los que luego se agregaron $ 189 millones. En 2012, el aumento de partidas fuera de presupuesto fue sideral. En el inicio del año se había previsto destinar fondos por $ 698,7 millones. Esa cifra casi se duplicó por los envíos de $ 205 millones y $ 279 millones, sumando un global de $ 1.182,7 millones. Este año, sin asignaciones fuera del presupuesto, se destinaron $ 1.201,5 millones.

La suma deja afuera los costos logísticos y de transmisión con productoras como La Corte, el Farolito International, VTS; empresas entre las que se reparte la producción y post producción de los encuentros. Según un pedido de informes realizado recientemente, en concepto de producción, sólo en 2012 se gastaron $ 147,7 millones, que se agregan a los $ 678 millones que costó producir el Fútbol para Todos entre 2009 y 2011.

A todos esos gastos se podría sumar el costo de los spots de propaganda oficial que transmite el Gobierno nacional cada fin de semana, desde que en 2010 el ex presidente Néstor Kirchner frenó el ingreso de publicidad privada. Para el año que viene, se calcula que parte de los fondos para la propaganda en el fútbol saldrán de los $ 951 millones que se prevé destinar en pauta oficial. Pero como nadie sabe cuánto cotiza el segundo de publicidad en TV, ni si se paga, cuantificarlo queda dentro de una nebulosa.

Fuente: El Cronista Comercial

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...