El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, consideró hoy que los empresarios no deben ser "marionetas de las corporaciones", y a la vez reclamó a los ejecutivos que "dejen de robarle a los argentinos". Capitanich cuestionó también a los dirigentes políticos "que son gerentes o empleados de grupos corporativos", y agregó: "la verdad no tienen dignidad, porque finalmente un dirigente político con convicción rinde cuentas al pueblo que lo vota, no a las corporaciones que financias sus campañas".

Los sectores empresarios no deben "ser marionetas de grupos corporativos para confrontar al gobierno generando una estrategia de acumulación de dinero", aseguró el Jefe de Ministros. Además, reclamó a los hombres de negocios que "dejen de robarle a los argentinos".

"Los empresarios deben invertir en innovación, tecnología, generar condiciones de sustentabilidad, cuidar el medio ambiente y pagar salarios dignos", enfatizó el funcionario. Asimismo, consideró que "en Argentina hay una contradicción, democracia versus corporaciones", tras sostener que las corporaciones pretenden "manipular y extorsionar a los gobiernos".

En ese marco, Capitanich, sostuvo que el pueblo debe saber que "el poder tiene dos visiones, o un poder visible y uno invisible. El visible es el surgido por voluntad popular, y el invisible se da a través de las corporaciones, que condicionan al Poder Judicial, y que condicionan con acción mediática para extorsionar a los gobiernos".

Capitanich se expresó de este modo, al ser consultado sobre el encuentro que realizó la Asociación Cristiana de Dirigentes de Empresas (ACDE) con economistas opositores. En medio de autocríticas al empresariado local, en ese encuentro, que se concretó ayer, el titular de ACDE, Pablo Taussig, admitió que los empresarios "fuimos cobardes" en los últimos años. 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...