Descontrol por el vuelco de un camión con cerveza

Los 28 grados de temperatura que se registraron ayer, a alrededor de las 13, en la ciudad de San José de Metán, parecen haber sido la excusa perfecta para que vecinos saquearan las miles de botellas de cerveza que cayeron al piso al volcar el acoplado de un camión en la colectora este de la ruta nacional 9/34.

El accidente se produjo en la colectora de la ruta nacional 34 casi en la intersección con la avenida Mitre, por donde el pesado vehículo, marca Iveco, había ingresado a la localidad, para dirigirse a una estación de servicio a cargar combustible.

Al girar volcó el acoplado, que llevaba 900 cajones de cerveza blanca de la marca Imperial, que eran transportados desde Salta capital a la ciudad de Luján, provincia de Buenos Aires.

El vehículo era conducido por Maximiliano Favot, oriundo de la provincia de Santa Fe, quien aseguró que giró despacio pero el acoplado volcó por la pendiente que hay en el sector y el peso de la carga.

Destrozo y saqueo

Los cajones con las botellas cayeron en la vereda y destrozaron la pared y las rejas del frente de una vivienda. Por suerte en ese momento no pasaba nadie por el lugar, de lo contrario la caída del acoplado se podría haber transformado en una verdadera una tragedia.

Miles de botellas estallaron, dejando una postal realmente impresionante. Curiosos y transeúntes se detuvieron a observar una especie de río de cerveza que comenzó a correr por la colectora y bajaba por la calle Buenos Aires, impregnando todo el sector con el típico olor de la bebida.

Luego del tan increíble como espectacular suceso, una gran cantidad de personas comenzaron a llegar al lugar y se llevaron cajones completos y también envases sueltos que estaban esparcidos por todo el sector.

Luego efectivos de la Comisaría 30 y de la División de Seguridad Urbana llegaron al lugar y tuvieron que pedir refuerzos de Infantería para poder contener a la gente e impedir que continuara el saqueo.

"En el acoplado llevaba 900 cajones, y yo calculo que, por lo menos, la gente se llevó entre 50 y 60 y no pude hacer nada para impedirlo, luego pararon con el saqueo porque llegó la Policía", dijo Favot a El Tribuno.

"La carga tiene seguro, pero yo tengo la obligación de juntar los cajones y las botellas, y volver a cargar lo que quedó. Vinieron en moto, en bicicleta, en autos y en camionetas", destacó el chofer.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...