La hoja de coca ahora  viaja solo en autos de alta gama

Mas de mil doscientos kilos de hojas de coca en su estado natural fueron decomisados ayer en rutas de la provincia de Salta, tras espectaculares y cinematográficas persecuciones de autos y camionetas de alta gama y modelos recientes.

En los dos casos los traficantes evadieron controles y amparados quizá por la potencia sin límites de sus automóviles intentaron evadir el control federal de las rutas nacionales de Salta.

El destino final de los cientos de kilos siempre es un misterio para los ciudadanos, ya que el tráfico de este vegetal, pieza principal para la fabricación de cocaína, se ampara en la ancestral costumbre del coqueo, muy extendido en todo el norte argentino.

Sin embargo, hay fuentes de seguridad que sospechan a estas alturas, por las nuevas tecnologías al alcance de cualquiera, que pueda producirse cocaína en el territorio nacional.

Los operativos lograron el secuestro del total de dos contrabandos y se incautaron dos vehículos de alta gama, uno de ellos con la patente adulterada.

Los operativos

El más espectacular de los secuestros de hoja de coca se realizó sobre ruta 34, a la altura de la localidad de Embarcación, donde en un control de rutina un automóvil VW Vento huyó del operativo tras una arriesgada maniobra escapando por la banquina.

La Gendarmería perseguió al Vento hasta que este lo dejó atras y kilómetros más adelante el Vento volvió a sobrepasar un control sobre el departamento Orán.

Cerca de Colonia Santa Rosa el vehículo fue alcanzado por personal federal y sufrió una avería en uno de los neumáticos.

Los dos traficantes lograron huir por el monte, dejando abandonado al automóvil de alta gama en la banquina.

La requisa del mismo arrojó que llevaba entre el baúl y el asiento trasero 550 kilos de coca en estado natural.

Otra fuga

El secuestro mayor de hojas de coca se produjo ayer en una ruta que conduce a las principales ciudades del sur, es decir la ruta 5.

La fuente indica que a la altura del paraje Yuchán, sobre la ruta nacional, Gendarmería intentó detener una camioneta sospechosa. Se trataba de una pickup VW modelo Amarok, que al llegar frente a los gendarmes giró en U, y allí comenzó la persecución, a unos 220 kilómetros por hora.

La velocidad de la camioneta marcó la diferencia hasta que la misma ingresó a un camino vecinal, donde fue hallada sin ocupantes y en su interior se encontraron 670 kg de hojas de coca.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...