Advierten que el uso de repasadores y rejillas es peligroso para la salud

Los repasadores se han convertido en un objeto de uso fundamental en la cocina. Para maniobrar bandejas calientes, secar la mesa o simplemente limpiarse las manos, es una de las “herramientas” indispensables en los quehaceres cotidianos. No obstante, utilizarlo a diario sería más peligroso de lo que parece ya que hay riesgo de sufrir una intoxicación alimentaria, según señala un estudio científico.

El trabajo, presentado en la reunión anual de la Sociedad Estadounidense de Microbiología, precisó que el riesgo varía de acuerdo a factores tan simples como el tamaño de la familia, el tipo de dieta y el uso de múltiples toallas. Para llegar a las conclusiones se recolectaron 100 trapos y luego se analizaron en cuanto a cantidad y tipos de bacterias presentes en su superficie.

Los investigadores hallaron crecimiento bacteriano en el 49% de las toallas y notaron que  el porcentaje incrementaba su número en familias con más integrantes, así como también en aquellas con niños.

De las 49 muestras que fueron positivas en crecimiento bacteriano, el 36,7% cultivaron bacterias coliformes, un grupo que incluye la Escherichia coli. Del resto, 36,7% fueron Enterococcus spp y el 14,3% Estafilococo dorado, precisó el diario La Nación.

Los autores del estudio precisaron que la presencia de la Escherichia coli apunta a una posible contaminación fecal y malas prácticas de higiene. "Los datos indicaron que las prácticas antihigiénicas al manipular alimentos no vegetarianos podrían ser comunes en la cocina", dijo la autora Susheela Biranjia-Hurdoyal.

En consecuencia, los investigadores desaconsejaron el uso de paños húedos y la utilización multiuso de los repasadores. La opción más obvia es cambiar regularmente de trapos, así como también optar por el empleo de paños desechables o servilletas.

Medidas de prevención

  • Cambiar los repasadores, trapos rejilla y otros elementos de cocina regularmente
  • Algunos expertos recomiendan reemplazar los trapos de cocina a diario, o los días en que se ha estado cocinando
  • Usar paños desechables o toallas de papel detendrá la propagación de gérmenes
  • Los paños reutilizables deben desinfectarse o lavarse con agua a 60 °C después de cada uso
  • Lavar los cepillos en el lavaplatos con frecuencia, o lavarlos con detergente y agua tibia después de cada uso
  • Asegurarse de que las superficies utilizadas para preparar alimentos están limpias antes de su uso
  • Usar tablas de cortar diferentes para alimentos crudos y aquellos que no necesiten cocinarse
  • Lavarse y secarse las manos después de manipular alimentos como carne cruda
  • Limpiar las superficies inmediatamente después de utilizarlas.

Fuente: La Nación

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...