Comenzó la era low cost en los micros de larga distancia

Llegó el 1 de septiembre y entró en vigencia la resolución N´ 723 del Ministerio de Transporte de la Nación que permite a los servicios de colectivos de larga distancia vender pasajes más económicos con ofertas que van desde el 15% al 95% y que sean comprados con más de 10 días de anticipación a la fecha del viaje.

Aunque las compañías de colectivos anunciaron que era económicamente inviable ofrecer pasajes con un 95% de descuento, lanzaron campañas agresivas con ticket que tienen descuentos del 60% si se sacan con 30 días de anticipación. Se pueden encontrar pasajes a Buenos Aires por $800 el tramo cuando la tarifa normal es de $2.400. O a Mendoza desde $500, cuando la tarifa base es de $1.800. También podrán ir a Córdoba por $750, $1.100 más barato que el precio regular.

El modelo de negocio que están desarrollando las empresas de colectivos de larga distancia, es incentivar a aquellas personas que compren ticket anticipados y lo hagan a través de los sitios web de las empresas. También va a haber descuentos en boleterías, pero no serán tan atractivos como los que se encuentren en las páginas web.

Gustavo Gaona, vocero de la Cámara de Empresas de Larga Distancia (Celadi), entidad que agrupa a las compañías del sector, aclaró que el esfuerzo que están haciendo las compañías es "grande" ya que están ofreciendo butacas "totalmente a pérdidas".

"Nosotros estuvimos relevando este fin de semana en plataformas buscando promociones y aparecen, con lo cual hay ofertas. Sabemos que va a haber muchas compras y sabemos que se está generando mucha expectativa, pero es progresivo. Mientras el Ministerio de Transporte cumpla en modernizar nuestra normativa, generar ciertos cambios regulatorios, todo con la intención de mejorar los costos para mejorar la tarifa, seguramente la oferta va a crecer", dijo.

El vocero de la Celadi comentó a El Tribuno que a diferencia de las compañías aéreas que ofrecen vuelos low cost, las empresas de colectivo van a incluir el equipaje dentro del costo del ticket, lo que significa un beneficio para el pasajero.

También especificó que el cupo que ofrecerán las empresas dentro de esas promociones es de cuatro butacas. "Vamos a hacer un esfuerzo para tener tarifas atractivas, que no son pocas. Dentro de todo, de los 3.800 servicios de larga distancia que hay en el país si los multiplicas por cuatro, la oferta diaria es más amplia que en el avión. No pudimos ofrecer más porque nos fundimos, esa es la realidad. Económicamente es inviable ofrecer un 95% de descuento en medio colectivo, no durás ni una semana operando. Eso es lo concreto", afirmó el representante de la Celadi.

Evaluación

Por el momento, las compañías están haciendo una prueba piloto sobre este nuevo sistema durante 90 días. En ese período se van a analizar cuáles son las necesidades de los pasajeros y las oportunidades de las empresas.

"En ese tiempo van a ir comprendiendo las necesidades del usuario y viendo qué promociones funcionan más, esto es una norma que llegó para quedarse. Sabemos que hay más consultas porque esto repercute en todo el país, y esperamos que tenga un buen impacto. Entendemos que va a tener buena repercusión porque es una necesidad creada y sabemos que hay pasajeros que necesitan tener tarifas más accesibles", afirmó.

Realidad del sector

Si bien las empresas son privadas, el transporte de pasajeros de larga distancia presta un servicio público, entonces, todo lo que pasa dentro de esa esfera está regulado por el Estado, hasta el precio de las tarifas.

"Cuando se quita el piso del transporte aéreo y se rompe la política que coordinaba el precio del transporte aéreo con el terrestre. El ómnibus tiene que llegar a muchos lugares donde no es negocio ir, entonces es lógico que estén separados porque las obligaciones de uno y otro no son las mismas", remarcó.

Gustavo Gaona expresó que cuando el Gobierno quita el piso del transporte aéreo, se produjo una situación totalmente irregular y asimétrica porque dejó al avión con menos obligaciones y cobrando lo que quiere cuando le conviene y a ómnibus encorsetado en una banda tarifaria.

"Hay que ser cautelosos y esperar cuáles son las posibilidades de las empresas, no generemos falsas expectativas, porque si bien la norma la vamos a utilizar y va a haber buenas noticias, lo cierto es que no vamos a poder ofrecer los precios que estaba hablando el Gobierno, no es real eso. Al Gobierno le dijimos, trabajemos para mejorar nuestros costos como hizo el avión y de esa forma mejorar la tarifa", finalizó.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...