¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

21°
26 de Febrero,  Salta, Centro, Argentina
PUBLICIDAD

Evacuación de emergencia en Brumadinho ante el riesgo inminente de la rotura de otro dique

Los socorristas recuperaron 37 cuerpos de la avalancha de lodo y desperdicios.
Domingo, 27 de enero de 2019 08:52

Aún conmocionados por las muertes y la devastación que dejó en sus alrededores la rotura de un dique de contención de residuos mineros el viernes, los pobladores de Brumadinho, sudeste de Brasil, fueron despertados esta madrugada con alarmas por el peligro inminente de colapso de otra represa y orientados a subir a la parte más alta de la ciudad.
"¡Atención! Evacuación general del área. Busque el lugar más alto de la ciudad. Evacuación de emergencia", se escuchó a las 5:30 por los parlantes de esta localidad de 39.000 habitantes en el estado de Minas Gerais, a una decena de kilómetros de la accidentada mina de hierro Córrego do Feijão, de la compañía Vale.
Los equipos de socorristas, que ya estaban trabajando desde temprano y han recuperado 37 cuerpos de la avalancha de lodo y desperdicios que provocó el quiebre del dique la semana pasada, dirigían a los asustados vecinos hacia áreas previstas en un plan de emergencia. En medio de una densa neblina matinal, con bolsas de pertenencias y botellas de agua, los pobladores subieron a los morros cercanos, alejándose de la parte baja de la ciudad, en la margen del río Paraopeba.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

Aún conmocionados por las muertes y la devastación que dejó en sus alrededores la rotura de un dique de contención de residuos mineros el viernes, los pobladores de Brumadinho, sudeste de Brasil, fueron despertados esta madrugada con alarmas por el peligro inminente de colapso de otra represa y orientados a subir a la parte más alta de la ciudad.
"¡Atención! Evacuación general del área. Busque el lugar más alto de la ciudad. Evacuación de emergencia", se escuchó a las 5:30 por los parlantes de esta localidad de 39.000 habitantes en el estado de Minas Gerais, a una decena de kilómetros de la accidentada mina de hierro Córrego do Feijão, de la compañía Vale.
Los equipos de socorristas, que ya estaban trabajando desde temprano y han recuperado 37 cuerpos de la avalancha de lodo y desperdicios que provocó el quiebre del dique la semana pasada, dirigían a los asustados vecinos hacia áreas previstas en un plan de emergencia. En medio de una densa neblina matinal, con bolsas de pertenencias y botellas de agua, los pobladores subieron a los morros cercanos, alejándose de la parte baja de la ciudad, en la margen del río Paraopeba.

En un comunicado, la empresa Vale informó que las sirenas se encendieron debido al aumento de los niveles de agua en otra represa, la 6, que compone el complejo minero. El viernes, poco después del mediodía, un dique de contención de residuos mineros se rompió y desbordó otras dos represas más; en total, unos 13 millones de metros cúbicos de barro con desechos se derramó por la zona. A su paso, el torrente destruyó todo y dejó más de 250 desparecidos hasta el momento.
Conceição Aguiar, de 52 años, dormía cuando fue abruptamente despertada por las sirenas. La policía la exhortó a dejar su casa, a pocos metros del río, por precaución, aunque por las calles corrían rumores de que la represa 6 ya se había quebrado también.
"Ahora es cuestión de esperar, en alerta, ver qué va a suceder", señaló al canal de noticias GloboNews desde una de las zonas más altas de la ciudad.
Desde ayer, la compañía vale había informado que monitoreaba la estabilidad del dique 6 cada hora y que había comenzado un drenaje con bombas para reducir la cantidad de agua almacenada para evitar mayores riesgos a la población. Anoche, las tareas de búsqueda y rescate de los equipos socorristas habían sido interrumpidas para intensificar el drenaje. Fuente: La Nación

Temas de la nota

PUBLICIDAD