Hoy un bebé llega al mundo con 8.700 pesos en gastos bajo el brazo

En tiempos de crisis económica, agrandar la familia puede ser un gran desafío para el presupuesto del hogar. De acuerdo a los cálculos, el gasto promedio por mes en leche, pañales y supervisión diaria por parte de un adulto que requiere un bebé desde los 6 meses, cuando (usualmente) deja de tomar la leche materna hasta el año, cuando puede consumir la común. La cifra para que esté comido, cuidado y cambiado parte de $8.700 y puede llegar hasta $18.162.
Para esta nota se tuvieron en cuenta los bolsillos de los papás y de las mamás que trabajan de lunes a viernes, a partir de la finalización de la licencia laboral, en caso de estar en relación de dependencia. 
Se calculó el presupuesto por mes para esta etapa del crecimiento del bebé que requiere de productos y servicios específicos: el alimenticio básico, como es la leche maternizada, el indispensable stock de pañales junto a artículos de higiene infaltables; y el cuidado de un adulto, cuando ningún otro familiar o amigo puede ayudar.
No se incorporaron a la cuenta que a continuación se detalla otras necesidades como la infraestructura (cuna, sillita y otros) y la indumentaria. Tampoco, una medicina prepaga ni el cumplimento del calendario de vacunación. Si bien la mayoría de las vacunas se aplican durante el primer año de vida, todas tienen cobertura estatal.

La leche

Los alimentos aumentaron casi 8% entre enero y febrero, según el Indec, a nivel nacional. Solo en el Gran Buenos Aires, la leche fresca entera en sachet que mide el índice oficial se encareció 5,5% en enero respecto de diciembre, 2,5% en febrero y aún falta marzo. Si el tercer mes del año arroja una suba de al menos 2%, este producto básico se habrá encarecido 10% en lo que va del año.
Si bien la medición de leche entera sirve de ejemplo en términos de variación de precios, resulta que los bebés que dejan de tomar leche materna, generalmente al sexto mes de edad, no pueden consumir la común hasta cumplir el año. Para ese tramo del crecimiento los pediatras recomiendan la leche de fórmula, hecha para satisfacer las necesidades nutricionales del bebé de manera muy similar a la leche materna.

Mientras la leche entera de sachet que mide al Indec arrojó un precio promedio de $36,25, el litro de leche maternizada no baja de $91 y llega $177, según relevamientos en una conocida cadena de supermercados y en otra de farmacias de Buenos Aires. En el interior del país podrían ser aún más elevadas las cifras.

 

Se estima que entre los 6 meses y un año, un bebé consume 1 litro de leche por día. De acuerdo con ese margen de precios, por los 30 días del mes, se destina a la leche entre $2.730 y $5.310. El cálculo es aproximado, ya que puede variar un poco según el peso.


Higiene

Para los pañales descartables, el aumento inflacionario en lo que va del año es similar al de la leche. El paquete de 10 unidades que mide el Indec alcanzó un precio promedio de $85,75 en febrero frente a los $79,25 que costaba en diciembre último. El incremento fue de 7,3% en enero y de 0,8% en el segundo mes.
A papilla y leche, un bebé usa al menos ocho pañales diarios. Es decir, en treinta días se lo cambia 240 veces. 

Un paquete de 60 unidades del modelo más accesible de una primera marca cuesta hoy entre $679 y $863 en las góndolas. Si consume cuatro paquetes por mes, el gasto total es de $2.716 a $3.452.

Pero para mantener al bebé limpito hace falta más que un pañal. En esta categoría se tuvieron en cuenta entonces otros productos, como un pomo de óleo calcáreo ($113 a $250), dos paquetes de algodón de 200 gramos ($200 a $300) y una crema para paspaduras ($150 a $350).
Si bien no se incorporaron al gasto final en el que concluye esta nota, en los últimos años se volvió bastante común el uso de toallitas húmedas. En los hogares donde el presupuesto para el bebé puede estirarse un poco más, se pueden agregar los $600 que suman cuatro paquetes de 50 unidades para todo el mes.

Supervisión

En el caso de tener un trabajo en relación de dependencia y acceder a la licencia por maternidad (de tres meses mínimo extensible por otros tres sin goce de sueldo), la mamá debe retornar a su puesto de trabajo cuando el bebé cumplió los 5 meses de edad. Se estima ese máximo teniendo en cuenta que arranca la licencia un mes antes del parto.
Si ambos padres tienen trabajo y no hay familiares que pueden ayudar con el cuidado del bebé, no queda otra que pagar por el servicio de cuidado. Aquí el presupuesto es tan amplio como casos posibles. En muchos hogares se contrata a un adulto que realice tareas domésticas al mismo tiempo que cumple el rol de niñero o niñera. Es que los tiempos van cambiando y la realidad de hoy es que la mayoría de los abuelos también trabaja.

A modo de ejemplo, si por la tarea de supervisar al bebé una persona cobra entre $50 y $100 por hora, y trabaja de lunes a viernes por ocho horas diarias, el salario mensual a pagar es entre $8.000 y $16.000.

Otra opción es una guardería o jardín maternal privado, ya que son muy pocos los estatales o los trabajos que ofrecen ese beneficio. El precio de la cuota depende por supuesto de la zona del área metropolitana. Sobre la consulta de este diario a diez familias cuyos bebés iniciaron este año la jornada simple de tres a cuatro horas de lunes a viernes, el margen de precios de las cuotas a de $2.800 hasta $8.500.

Fuente: Crónica

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Encuesta

La elección de Miguel Angel Pichetto como vicepresidente de Macri...

Le suma
Le resta
Es indiferente
ver resultados

Importante ahora

cargando...