Duro golpe a una banda de ladrones de agroquímicos

La Policía de la Provincia asestó un golpe letal a una organización criminal que se dedicaba al robo de productos agroquímicos en el norte de Salta. Con la participación de efectivos de la Dirección General de Investigaciones y la intervención de dos magistrados de los distritos judiciales de Orán y Tartagal, se concretaron 37 allanamientos y se detuvo a 12 personas, a quienes les secuestraron una serie de elementos de prueba vinculados con el accionar delictivo que venían desplegando desde hace tiempo en la zona.

De acuerdo con la información suministrada ayer por la fuerza de seguridad local, el desmembramiento de la banda fue el resultado de cinco meses de investigación, que se inició a partir de las numerosas denuncias presentadas por productores agropecuarios de los departamentos San Martín y Orán.

Según los damnificados, por el accionar de la organización sufrieron pérdidas valuadas en miles de dólares. Para cometer sus fechorías, los delincuentes hacían tareas de inteligencia antes de dar los golpes en las fincas. Una vez en el interior reventaban las cerraduras de los galpones y se apoderaban de los costosos productos que tenían los agricultores para la fumigación de plantaciones.

Por el "modus operandi" que desarrollaban, lo que se sospecha es que los detenidos formarían parte de la misma red que desde al menos dos años vienen cometiendo robos de agroquímicos en los departamentos Rivadavia y en el sur de la provincia. En los últimos tiempos, hubo numerosas denuncias de damnificados. Por ese motivo, en los primeros días de mayo los productores lanzaron una alerta ante el sistemático aumento de delitos rurales, entre los que se contaron el hurto de ganador mayor. En ese sentido, denunciaron que los agroquímicos son los productos que más se roban en los establecimientos agropecuarios. "El descreimiento hacia el accionar policial en el interior limita la cantidad de denuncias", expresaron a través de un comunicado.

Al parecer la situación se modificó luego de la reunión que mantuvieron con el ministro de Seguridad, Carlos Oliver. Con el incremento de mayor personal y de la logística que el caso exigía, las unidades regionales de Orán y Tartagal se abocaron a la tarea de descubrir a la banda criminal que operaba en el norteño.

Fue así que con las pruebas recolectadas, ayer a la mañana los juzgados de Garantías de esos distritos cabeceras dispusieron la realización procedimientos sincronizados para posibilitar el éxito de la operación. Esto impidió que los cabecillas de la banda pudieron eludir el cerco que le tendieron los policías. Con toda la logística armada los efectivos de la Dirección de Investigaciones, junto con personal de diversas áreas especiales de la fuerza, concretaron 37 allanamientos, en los que detuvieron a los principales involucrados, entre ellos una mujer que registraba pedido de captura.

Durante los procedimientos secuestraron más de 100 mil pesos en efectivo, parte de los productos agroquímicos robados, armas de fuego y otros elementos de valor que serán presentados como prueba ante los jueces que intervienen en la causa. Se informó que en virtud del trabajo conjunto de los grupos de investigaciones de Pichanal y Embarcación en torno a estos hechos de trascendencia e impacto social, por el modus operandi y el valor económico de los agroquímicos sustraídos, permitió reunir los elementos de prueba para solicitar los allanamientos en viviendas de barrios de Embarcación, Tartagal, Salvador Mazza y Orán.

De esas tareas participaron más de 300 efectivos de diversas áreas de Investigaciones, Drogas Peligrosas, Gopar, Infantería, Grupo de Intervención Conjunta, Motorizada, entre otros. Por disposición de la Jefatura de Policía los operativos fueran supervisados por los directores de cada una de esas unidades.

Voceros de la institución señalaron que por directivas de los jueces se dispuso que se profundicen las investigaciones a los efectos de lograr la captura de otros involucrados en la causa. También se trata de determinar quienes eran las personas que adquirían los productos agroquímicos que robaba la banda.

Las zonas más afectadas por los robos

Los productores dieron a conocer los puntos más críticos.

En el comunicado de alerta difundido en mayo por los productores agropecuarios, dieron a conocer los puntos estratégicos de los sistemáticos robos de agroquímicos. Anunciaron que en las fincas ubicadas a un costado de la ruta nacional 81, entre las localidades de Hickman, Dragones y Pluma de Pato, se concentra desde hace tiempo la mayor cantidad de hechos delictivos. Señalaron que situaciones que antes se daban solo en Buenos Aires o Santa Fe, en los últimos 4 años se hicieron habituales en los departamentos de Anta, San Martín y Rivadavia.

Según los damnificados, las demandas del sector están presentes constantemente en las entidades que los nuclean. Apuntaron que en el campo el abigeato no dejó de ser importante pero pasó a un segundo plano. “El robo de ganado es una de las demandas más recurrentes pero, últimamente, la sustracción de productos como agroquímicos o equipamiento es lo que más preocupa”, dijo el vicepresidente de la Sociedad Rural Salteña, Lucas Elizalde.

“Existe buena predisposición del Ministerio de Seguridad y de la Policía de Salta, pero hay mucho descreimiento en la gente”, había expresado Elizalde. Atribuyó esta situación a la falta de efectivos policiales y vehículos. Dijo que esto es lo que genera reticencia entre los productores de dar a conocer los hechos delictivos y que por ello la cantidad de denuncias es limitada.

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...