Piqueteros pusieron de cabeza la ciudad y amenazaron con volver

Bajo la premisa de causar el mayor caos posible para obligar a las autoridades a cumplir con sus demandas, decenas de manifestantes de distintos movimientos políticos y sociales pusieron ayer de cabeza el centro de la ciudad durante toda la mañana y las primeras horas de la tarde. Hubo además demoras en los colectivos en los barrios. Y, si bien levantaron la medida luego de varias horas de bloqueo, amenazaron con repetirla la semana próxima si el Gobierno no cumple con sus demandas. El ciudadano común, como rehén.

Como siempre, la peor parte se la llevaron los niños varados a la salida de la escuela sin encontrar las paradas de los colectivos que los devuelva a sus hogares por los imprevistos desvíos en el tránsito, trabajadores impedidos de realizar su labor y personas que eventualmente osaron acercarse al centro de la ciudad para realizar trámites o compras.

Los piqueteros se agruparon sobre la crítica intersección de San Martín y Pellegrini, una de las principales de la ciudad, para llevar adelante una manifestación dirigida al Gobierno provincial. Tras varias horas de protesta, enojos y malestar de conductores y pasajeros del transporte público que se vieron sorprendidos por la medida de fuerza, pasadas las 17.30 comenzaron desconcentrar tras realizar un acto central en el parque San Martín.

Los manifestantes exigen que se les entreguen herramientas para contraprestaciones, ya que advierten que desde Nación se estaría gestando una quita de planes sociales. Además, reclamaron asistencia para los comedores.

En el medio quedaron los conductores y pasajeros de las distintas líneas de colectivos, quienes se vieron sorprendidos por el corte y no ocultaron su malestar por tener que desviarse para poder llegar a su destino con una pérdida muy importante de tiempo que, en muchos casos, tuvo pasajeros varados por más de dos horas entre los distintos puntos de piquetes.

Los cortes de tránsito se aplicaron sobre la calle San Martín a la altura del tramo que va desde Córdoba y se repitieron en Lerma, Pellegrini y Jujuy. En este último punto, al mediodía, se realizó la infaltable olla popular. Por las complicaciones en el tránsito y la intransigencia de los manifestantes, algunos colectivos debieron circular incluso sobre las peatonales para librarse del embotellamiento.

Los bloqueos generaron además situaciones tensas y enfrentamientos entre algunas de las personas perjudicadas con los manifestantes y la Policía reportó niños extraviados por los desvíos de colectivos.

Pasadas las 17.30, y tras realizar un acto central en el parque San Martín reivindicado sus reclamos, los manifestantes comenzaron a desconcentrar y la situación se fue normalizando lentamente.

En diálogo con El Tribuno, una de las personas que reclamaba señaló que, por lo que resta de la semana, no volverán a protestar a la espera de algún llamado del Gobierno provincial. Sin embargo, advirtió que, de no tener respuesta, se podrían volver a realizar las mismas acciones la próxima semana.

"Este es un llamado al Gobierno provincial para que atienda a los dirigentes porque los que conocemos la realidad sabemos que hoy es insostenible", afirmó una mujer que se manifestaba con una niña.

También en Metán

En Metán, representantes y colaboradores de tres merenderos y un ropero comunitario también se manifestaron ayer interrumpiendo el tránsito frente a la Municipalidad local.
Los dirigentes exigieron mercadería, insumos y otros elementos necesarios para sostener comedores a los que, afirman, concurren más de 500 niños de distintos barrios de la ciudad.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...