Los familiares de Romina Aramayo mantuvieron un diálogo con el fiscal Carlos Farfán, quien tiene a cargo la instrucción del caso, pero no obtuvieron nada concreto sobre hacia dónde apunta la investigación, ante lo cual creen que habría elementos para orientar la pesquisa.

"Lo único que le comunicaron a mis padres, a mi familia, es que "se está investigando, que ya hay pistas', y nada más", mencionó Sandra Aramayo, hermana de Romina, quien se mostró escéptica en torno a la investigación y deslizó supuestas presiones para no avanzar.

En tal sentido afirmó que la causa está frenada por "temor a investigar", cuando ellos advierten que "hay versiones que apuntan hacia un lugar, que ya había sido clausurado, y que fue reabierto pero con otro nombre".

Precisamente el funcionamiento de estos locales y quienes serían sus encargados, son cuestiones a las que, según sostienen, tendría que ser puestos bajo la lupa.

"Los señores que están allí son pesados y por eso no se los investiga", argumentó basándose en dichos de la gente.

Para los familiares, la causa está "parada", más allá que son varios los indicios que "apuntan a un lugar, donde no se está investigando, y nada se hace".

Romina Magalí Aramayo fue encontrado sin vida, con signos de extrema violencia y abuso sexual, en un camino próximo a un canal derivador del dique Los Molinos, el 10 de abril pasado.

Casi cuatro meses han pasado sin que hasta el momento existan datos o pruebas sobre él o los asesinos y abusadores de la joven madre de 25 años.

Tampoco a esta altura, la Justicia penal y la Policía provincial esgrimen una respuesta sobre lo que ocurrido, un hecho de violencia de género y femicidio.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...