EN VIVO

"El Matutino", el magazine de El Tribuno de Jujuy.

Miles de trabajadores y estudiantes se manifestaron ayer en unas 200 ciudades francesas contra el proyecto de reforma laboral del presidente, el socialista Francois Hollande, que ve cómo sube el tono de la calle contra una de las medidas más controvertidas de su gobierno.
Las imágenes de enfrentamientos entre policías y jóvenes marcaron esta nueva jornada de protestas y huelga contra la conocida “ley El Khomri”, encarnada por la ministra de Trabajo, Myriam El Khomri, y criticada por sindicatos, asociaciones estudiantiles y partidos de izquierda.
En total, unas 30 personas fueron detenidas en todo el país, donde varios agentes resultaron heridos, blanco de los lanzamientos de piedras, latas de pintura y cócteles molotov, a los que respondieron con gases lacrimógenos y cargas policiales.
El paro en numerosos servicios públicos y en los transportes contribuyeron a ofrecer una imagen de éxito a los convocantes, que aseguraron que 1,2 millones de personas salieron a las calles del país, más del doble que el 9 de marzo, pese a la desapacible jornada de lluvia.
Casi 200 colegios secundarios permanecieron cerrados o bloqueados por los estudiantes, se anularon un 20% de los vuelos de uno de los dos aeropuertos de París.
También se suprimió el funcionamiento de una cuarta parte de los subtes de París y la mitad de los trenes regionales, interurbanos y de alta velocidad, aunque se mantuvieron los internacionales.
En las rutas se acumularon casi 500 kilómetros de embotellamientos, el doble que en una jornada normal.
Simbólico fue también el cierre de algunos monumentos, como la Torre Eiffel, que se vio sin personal suficiente para garantizar la seguridad.
Fue una jornada de huelgas masivos contra la ley El Khomri y, según diversos responsables sindicales, no la última, si el gobierno no retira un proyecto que debe ser aprobado a principios de mayo.
Los detractores del proyecto de ley barajan la fecha del 5 o el 9 de abril para incrementar el pulso contra el gobierno socialista, al que piden que dé marcha atrás, como el miércoles hizo Hollande con su también controvertido proyecto de reforma constitucional para luchar contra el extremismo.
El gobierno se mantiene por el momento firme en sus planes con el argumento de que es necesario reformar el mercado laboral.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...