Denunciaron la desaparición de un chico pero estaba muerto en el lavarropas

El barrio sanjuanino de Los Toneles, en Chimbas, no sale de la conmoción por la trágica muerte de un nene de cuatro años. Su mamá había denunciado su desaparición el sábado alrededor de las 17 pero lo encontraron muerto, ese mismo día unas horas más tarde, adentro del lavarropas.

Felipe vivía con su mamá y con su hermana mayor. Todo el tiempo se escondía, pero el sábado no podían encontrarlo por ningún lado. Sin embargo, antes de que llegara la policía, un grupo de vecinos encontró su cuerpo en el fondo de su propia casa.

"El nene estuvo jugando arriba del lavarropas, se corrió la tapa y Felipe cayó adentro. Tuvo un golpe muy fuerte con sus rodillas en el estómago y eso le quitó el aire. Eso fue lo que nos dijeron, seguramente ya le hicieron la autopsia", contó un familiar a Tiempo de San Juan.

El golpe no solo le quitó el aire, también le impidió gritar. Es por eso que aunque su mamá se encontraba también en la casa, nunca siquiera sospechó lo que le había pasado a su hijo hasta que fue demasiado tarde.

El informe de los forenses determinó efectivamente que Felipe murió por asfixia pero que no presentaba signos de violencia. Aún así, su mamá quedó demorada mientras dure la investigación.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...