Recordaron a quien fuera dueño de Finca El Pongo

En Ciudad Perico se recordó y homenajeó al doctor Plinio Zabala, una verdadera referencia e identidad de Perico, quien falleció el 21 de agosto de 1975 y al cumplirse 43 años de su muerte, se realizó un sencillo acto en la necrópolis periqueña "San José".

Sin lugar a dudas que la familia Zabala fue una de las más importantes en la historia de esta tierra. Sus integrantes lo donaron todo al pueblo de Perico. Por ello la herencia en el testamento que firmó el mismo Plinio Zabala mencionaba: "dejo la firma El Pongo, El Cadillal, La Posta, Hornillos y al hospital que lleva el nombre de mi hermano, Arturo Zabala, para que mitigue el dolor de los pobres, en los dolores de las enfermedades y la muerte".

Ellos fueron muy solidarios con esta comunidad. Por ello es que existe un gran respeto al apellido Zabala. Ellos fueron benefactores de una ciudad que comenzó a crecer y hoy se destaca con ese perfil comercial y la finca hoy sigue en pie, sigue produciendo y generando trabajo, pero por sobre todo aportando al hospital, aunque tras décadas de crisis y malas administraciones pareciera que esos aportes nunca fueron suficientes.

La ceremonia

El acto se realizó a las 10 de la mañana de ayer martes, fue en el cementerio "San José" de Perico donde se concentraron la concejal Yolanda Carattoni (PJ), representantes del centro gaucho "Plinio Zabala", el administrador del hospital "Arturo Zabala", Carlos Torres, y autoridades municipales, además de abanderados de escuelas invitadas.

Se entregaron tres arreglos florares y hubo palabras alusivas de parte de los presentes. Hubo también un minuto de silencio para recordar al "héroe" para los periqueños.

Plinio Zabala fue un gran profesional. Se recibió de abogado en la Facultad de Derecho de Buenos Aires, obtuvo el doctorado en jurisprudencia y Ciencias Sociales, también se destacó en deportes, siendo campeón nacional de natación en 1910. Estuvo al frente de la herencia familiar, la Finca El Pongo, para luego donarla al pueblo de Perico antes de su muerte.

Sus restos descansan en la bóveda Zabala-Villar del cementerio de La Recoleta, en la ciudad de Buenos Aires.

x

x

x

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...