Una multitud en el rezo del Vía Crucis

El viernes por la noche, luego de la Eucaristía celebrada en la iglesia Nuestra Señora de la Candelaria, una multitud acompañó el rezo del Vía Crucis por las calles de Humahuaca.

Como marca el calendario litúrgico, el Viernes Santo se realiza el rezo del Vía Crucis.

Cada año, una multitud de creyentes manifiesta su fe acompañando este momento de profunda reflexión para los cristianos en esta histórica ciudad.

En Humahuaca, tradicionalmente se arman las estaciones del Vía Crucis en diferentes calles céntricas. Cada una de ellas, es armada por familias humahuaqueñas que por tradición y fe se hacen cargo de construir pequeñas casillas cubiertas de flores, ramas de molle y otras especies para representar los diferentes momentos vividos por Jesús de Nazaret desde su prendimiento hasta su crucifixión y sepultura.

Desde hace varios años, los calvarios en su interior exhiben obras realizadas por artistas de toda la provincia que se congregan en el Encuentro de Arte y Fe, realizado en la plaza 25 de Mayo por tres días. Allí, los artistas plasman en arcilla las estaciones del Vía Crucis que representan los momentos de la Pasión de Cristo.

ENCUENTRO DE ARTE Y FE

Luego las obras son entregadas por los artistas a las familias encargadas de armar los calvarios en un acto el viernes por la tarde.

Este año, una multitud de feligreses realizó el recorrido por las calles del pueblo acompañada por casi una decena de bandas de sikuris que están siempre presentes en las actividades religiosas. Monseñor Félix Paredes Cruz fue quien realizó las oraciones durante el recorrido por las calles del pueblo que vivió con profunda devoción esta expresión de fe. Este momento contó además con una gran cantidad de turistas que llegaron a Humahuaca para vivir Semana Santa en esta ciudad.

El Vía Crucis finalizó pasadas las 23 en la iglesia Catedral Nuestra Señora de la Candelaria, luego de haber recorrido todas las estaciones del Vía Crucis en las calles del pueblo. Las familias encargadas de los calvarios permanecieron toda la noche, rezando y custodiándolos.

Es una tradición que se realiza año tras año como muestra de fe y de la profunda religiosidad del pueblo humahuaqueño.

Una vez concluido el Vía Crucis por las calles, los jóvenes de la parroquia prepararon una dramatización en el Complejo Juvenil Nuestra Señora de la Candelaria para representar la Pasión de Cristo. (Alejandra Cazón -  Corresponsal de Humahuaca)

En Purmamarca


CATEQUESIS/ NIÑOS Y PADRES PARTICIPARON DEL VÍA CRUCIS VIVIENTE.

Gracias a la fe y el entusiasmo de niños, jóvenes y padres de la catequesis de la iglesia Santa Rosa de Lima se realizó la noche del viernes el Vía Crucis viviente por las calles del pueblo de los siete colores donde las familias prepararon las estaciones para representar la pasión y muerte de Jesucristo. Purmamarca no veía este acontecimiento en muchos años, ya que anteriormente el Vía Crucis se realizaba solo con la imagen del Cristo Yaciente, por lo que los vecinos y también una gran cantidad de turistas quedaron admirados y registraron todo con sus celulares y cámaras digitales.

El Vía Crucis comenzó cerca de las 19 y partió desde la capilla Santa Rosa de Lima. Jesús fue representado por Ariel Siares, padre de niños de la catequesis. Junto a él estuvieron también niños, jóvenes y otros padres que interpretaron a Poncio Pilato, soldados, María, María Madgalena, las mujeres de Jerusalén, entre otros personajes, que fueron guiados por los catequistas y colaboradores de la iglesia.

Las estaciones se ubicaron en distintas calles del pueblo y cada una fue preparada por las familias del lugar de manera colaborativa con flores, frutas, semillas y dibujos. 

JESÚS CAE POR SEGUNDA VEZ/ REPRESENTACIÓN EN PURMAMARCA.
 

Cargando la pesada cruz, Jesús era llevado por los soldados recorriendo las 14 estaciones donde representaron lo sucedido en cada una de ellas. Desde su condenación a muerte, las caídas con la cruz, el encuentro con su madre, la ayuda que recibe del Cirineo, el despojo de sus vestiduras, la crucifixión, su muerte y posterior colocación en el sepulcro. 

El Vía Crucis culminó cerca de las 21.30 en la capilla donde reflexionaron acerca de la importancia de las lecturas que se brindaron en cada estación ejemplificando los problemas de las familias, las comunidades para acercarse a Dios y aferrarse a él para salir adelante.

Ema Patagua, una de las catequistas de Purmamarca, comentó que “la semana pasada realizamos un Vía Crucis hasta Chalala y otro hasta El Cruce, al llegar los niños y padres estaban muy entusiasmados y surgió la idea de realizar el Vía Crucis viviente para este día, empezamos a buscar todo y finalmente lo logramos”.

Además agregó “colaboraron y trabajaron los niños y padres de catequesis de la comunión y de confirmación con la guía de los catequistas. Recibimos ayuda para conseguir el vestuario, algunos lo confeccionaron, otros nos prestaron algunas cosas. Agradezco a todos los que participaron y al pueblo por acompañar”.   (Pamela López - Corresponsal de Purmamarca). 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...