“Planta permanente”, el primer largometraje en solitario del cineasta tucumano Ezequiel Radusky (antes había dirigido junto a Agustín Toscano el filme “Los Dueños”), podrá verse en Cine.ar TV hoy y hasta el próximo jueves estará disponible en la plataforma Cine.Ar Play en forma exclusiva y gratuita. El Tribuno de Jujuy habló con el cineasta quien se refirió a la producción que se estrenó en la Competencia Oficial del 34º Festival Internacional De Cine De Mar Del Plata, donde su protagonista, Liliana Juárez, obtuvo el premio a “Mejor Actriz” el año pasado. 
La película gira en torno a Lila y Marcela, dos viejas amigas que trabajan como personal de limpieza en una dependencia estatal y manejan un comedor clandestino dentro del edificio cuando la asunción de una nueva autoridad causa una serie de cambios que ponen a prueba su amistad.
Se trata de una gran propuesta del cine nacional que combina el drama con el humor (negro) para dar cuenta de un microcosmos singular dentro de una dependencia estatal, donde las empleadas del organismo público influenciadas por sectores de poder se dividen, se enfrentan y exhiben sus miserias, egoísmo y falta de solidaridad. Las excelentes actuaciones del elenco encabezado por Rosario Bléfari (fallecida en julio pasado) y Liliana Juárez, de tono casi documental son muy meritorias y potencian un solvente relato que se transforma en una vía interesantes para reflexionar sobre cuestiones vinculadas a la manipulación que sufre la clase trabajadora que no puede traerle más que perjuicios. 


¿Cuál fue el recorrido de la película antes de su arribo a Cine.Ar?  

Participó en la Competencia Internacional en el Festival de Cine Mar del Plata y ahí ganó como mejor actriz Liliana Juárez y  empezaba a su camino internacional en el Festival de Toulouse pero vino la pandemia y comenzó su recorrido por encuentros online. Llegó a Italia, Suecia, pronto estará en Estados Unidos y en el Festival de Huelva en España. Y hace unos días ganó el premio a la Mejor Película Latinoamericana en el Festival Tucumán Cine 2020 y estamos muy felices por eso. 

¿Cómo vive  que el estreno sea online o por Tv y no en sala

Por suerte ya hemos tenido tiempo para digerir esa situación y me parece que si bien es duro que no se vea en sala considero que después será posible. Realmente creo que el cine no va a desaparecer. Lo interesante de esta forma de estreno online es que la película va a tener una llegada muy grosa, mucha gente la verá y en ese sentido esta es una vía para democratizar la llegada de este arte. Y también considero que hay que revisar cómo se distribuyen las películas y qué espacio se les dan en las salas a las películas nacionales porque me parece que hay muchos cines pero las películas no llegan ahí por distintas cuestiones. Si hay 90.000 espectadores por semana cada vez que hay un estreno argentino por streaming, evidentemente no es que no nos gusta nuestro cine, sino que es muy difícil llegar a él. 

¿Por qué se inclinó por este proyecto?

El filme tiene que ver con algo que a mí me preocupa mucho, la desunión de la clase trabajadora. Creo que hay algo entre nosotros que tenemos que revisar porque   pequeñas fisuras se pueden transformar en grandes diferencias  y esto siempre lo aprovecha la oligarquía. Quería escribir una película para hablar de eso. Por ejemplo muchos están en contra de los movimientos sociales pero los trabajadores nunca serán invitados a la fiesta de los ricos, los ricos  no nos quieren ahí. Y quería hacer una película dura, una tragedia que nos haga ver lo que pasa si seguimos insistiendo en la desunión. Ese era el objetivo. 

Las actuaciones en la película tienen un tono casi documental ¿Cómo trabajó eso?

A la forma de actuación yo la creo con Rosario Bléfari  (que hace de Marcela) una gran actriz. Cuando empezamos a trabajar en su papel le digo que había algo en su  naturalismo, en su forma de ser en su casa que a mí me parecía muy potente y había que explorar. Quería que la película se vuelva cercana para cualquiera, si los personajes son naturales es fácil encontrarse en ellos y bueno comenzamos a trabajar con ella mucho eso para que después de algún modo pasarle la técnica el resto del elenco. Con Liliana (Juárez) yo trabajé mucho en Tucumán en teatro y sabía que con ella iba a funcionar todo muy bien. El asunto era el resto del elenco que en su momento iba a ser todo tucumano y que después finalmente no se pudo. Entonces fue muy valioso y sólido el trabajo que había hecho con Rosario para lograr alcanzar el objetivo. Y es todo un tema porque muchos actores sienten que no están actuando cuando no están haciendo algo muy estallado entonces cuando lo entendieron todos funcionó perfecto. Para mí es muy parejo el estilo. 
 

Su experiencia como actor le sirve para dirigir ¿también para escribir?  

Yo soy de la Escuela de Teatro de Tucumán, ahí estudié y es muy linda la formación que uno tiene porque te vuelve muy autodidacta, te autodirigís mucho y ahí te das cuenta lo importante del actor- director. Yo soy un gran defensor de la idea de un actor, no como el que espera que el director le diga todo lo que tiene que hacer sino del actor protagonista de la situación, me gusta que discuta,  que sea rebelde. Yo arengo a los actores cuando trabajan conmigo, le digo “pelearme un poco, discutí,  yo quiero saber qué pensás vos de lo que te estoy diciendo” y para escribir también utilizo esta técnica, trato de tener a los actores comprometidos mientras voy escribiendo justamente para ir compartiendo el proceso, para que las ideas que a mí se me ocurren vayan pasando por ellos y ellos me vayan tirando las suyas. Y eso después  se nota, queda plasmado en los personajes, todo se vuelve muy orgánico. 


La película tiene un lado de humor bastante interesante ¿Cómo logró eso?

Yo siempre escribo dramas o tragedias y voy a seguir buscando hacer una película donde nadie se ría, pero evidentemente tengo ahí algún punto de humor negro en mi forma de ser o de concebir la vida que se refleja en mis textos. Creo que el humor brota en mis películas tanto en esta como en “Los Dueños” (que también tiene muchos pases de comedia) y  brota pero no lo busco, no escribo secuencias graciosas y también brota por el encanto de los actores y por lo absurdo de las situaciones, porque cuando uno se detiene a analizar lo que se ve no es gracioso en realidad, el humor en un principio anestesia pero después viene el dolor de asimilar lo terrible de lo que sucede. Lo del humor no es algo buscado, ocurre simplemente y eso me parece la mejor manera que aparezca, es la manera en la que me sale a mí. 


¿Qué nos puede contar de su actualidad profesional? ¿Está trabajando en algún proyecto?

En estos meses trabajé en algunas cosas, esbozando una nueva idea para un proyecto de solitario. Dicen que para hacer una tercera película primero hay que hacer la segunda y eso ya está, creo que “Planta Permanente” está funcionando bien y estoy muy feliz porque eso me está dando la posibilidad de hacer otra película. No quiero contar nada  hasta que tenga bien claro por qué camino voy a ir pero sí va a tener que ver con temas sociales porque es el cine que me gusta así que seguramente vamos a ir por ahí de vuelta. 


¿Qué opinión tiene sobre el auge del audiovisual en este contexto de pandemia?

Está buenísimo, la pandemia es un horror, una tristeza, pero en este momento nos hemos detenido un poco, mucha gente se puso estudiar cosas, a leer. Comenzamos a pensar en que la rueda no debería rodar tanto, necesitamos tiempo para cultivarnos. El mundo como antes lo conocíamos te pedía que estés en acción constante. Lo lindo del audiovisual es que es un tiempo en el  que no podés hacer otra cosa, si ves una película estás viendo eso y nada más. Esto habría que trasladarlo a otros ámbitos de la vida. Me parece que habría que tratar de vivir un poco menos a las corridas, exigir que el sistema deje ser tan carnicero, porque al final  olvidamos las cosas esenciales, como las relaciones humanas, estudiar, leer, ver películas y dejamos de lado la parte sensible de las personas. Yo creo que este sistema lo que busca es anular la sensibilidad de las personas, volvernos “aliens” y creo que después de esto y ahora  qué tanta gente que está viviendo cosas tan duras vamos a salir mejor parados.


¿Qué opinión tiene del cine del NOA que en los últimos años está teniendo más visibilización a nivel nacional?

Es una felicidad para mí porque yo milito por un cine federal y creo que el cine del NOA tiene una potencia muy fuerte y me parece genial. Hay una rueda que está empezando a girar con fuerza. Argentina es un país tan grande y tiene diferencia idiosincráticas tan grandes que creo que es fundamental que se las vean a todas, que haya visibilidad  para que podamos comprender el país en el que vivimos desde otro lugar no ya desde una perspectiva tan porteño-centrista, que está tan alejada de nuestra realidad. En Salta, Jujuy, Tucumán se ven cada vez mejores cosas claramente. Ya no hay duda de la potencialidad tanto profesional como a nivel historias. Las preocupaciones del NOA, son muy interesantes y en Buenos Aires no existen, porque ahí ni las ven. Eso es clave para mí, para poder comprender mejor nuestro país, nuestro ser. 
 

¿Conoce Jujuy?

Por supuesto que conozco, para Jujuy hemos ido con obras de teatro, participamos de festivales allá. Me encanta Jujuy y tengo gente muy querida allá.   


Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...