¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

21°
23 de Febrero,  Jujuy, Argentina
PUBLICIDAD

La nueva matriz productiva

Jueves, 31 de diciembre de 2020 13:20

Si nos remontamos una década atrás, hablar de cannabis para uso medicinal, quizás, hubiese sido tan difícil de creer, como si nos dijeran que durante el 2020 el mundo se paralizaría por una pandemia. Y entre tantas pálidas, cerrar el año inaugurando el primer laboratorio de producción e investigación de cannabis medicinal del país, resulta virtuoso.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

Si nos remontamos una década atrás, hablar de cannabis para uso medicinal, quizás, hubiese sido tan difícil de creer, como si nos dijeran que durante el 2020 el mundo se paralizaría por una pandemia. Y entre tantas pálidas, cerrar el año inaugurando el primer laboratorio de producción e investigación de cannabis medicinal del país, resulta virtuoso.

Sucede que, por mucho tiempo, la caña de azúcar, el tabaco y la minería, fueron los pilares fundamentales de la producción industrial de nuestra provincia.

Hoy con la llegada de Cannava SE, la matriz productiva comienza a ampliarse, sobre todo si contemplamos que el ciclo de productividad de la planta puede extenderse durante los 365 días del año, soportando diversas inclemencias climáticas.

Desde la germinación hasta el producto final, Cannava SE, cuenta con la infraestructura necesaria para posicionarse como una alternativa potable. Con el permiso, autorización, control y acompañamiento de organismos nacionales como Inta, Inti, Inase, Anmat y Senasa, se espera un producto de calidad que compita en el mercado global. De cara al 2021, quedan meses de investigación, estudio y producción, hasta que se pueda concretar el anhelo del gobernador Gerardo Morales, quien no escatima y proyecta ampliar las hectáreas para cultivo de cannabis con fines medicinales. Hoy en día, y tras tres años de la sanción de la Ley 27.350, que regula la investigación médica y científica del uso medicinal de la planta de cannabis y sus derivados, se pudo avanzar en la legalización del autocultivo para uso medicinal y el expendio de aceites en farmacias. Avances que abren una puerta estratégica para una provincia que comienza a dar los primeros pasos en este mercado. Si se tiene una visión más amplia, que abarque lo sanitario y lo productivo, al tratarse más enfermedades mediante cannabis medicinal, mayor será el requerimiento de la producción de materia prima. Y si el producto llega a establecerse como una alternativa de calidad, mayor será la rentabilidad que obtendrá esta iniciativa 100% estatal. Por otra parte, se aguardan investigaciones que permitan ampliar el uso de productos medicinales derivados del cannabis, ya que, en nuestro país, por el momento solo está autorizado para pacientes diagnosticados con epilepsia refractaria. Mientras que, en países como EEUU, se utiliza para tratar casos de VIH, cáncer, Alzheimer, diabetes, dolores crónicos, entre otras patologías. El proyecto Cannava SE ya es una realidad y está en marcha, con un nuevo campo por explorar, se estima que las nuevas inversiones puedan ampliar la capacidad de producción e investigación, generar empleo genuino y posicionar al cannabis medicinal dentro de la matriz productiva. Insertando a Jujuy como una alternativa concreta a nivel mundial.