Especialistas en redes analizan las prácticas culturales por aislamiento

Recitales en vivo, campeonatos de escritura, presentaciones de libros vía correo electrónico o talleres virtuales son algunas de las iniciativas que se pusieron en marcha en estos días de cuarentena preventiva y obligatoria y mostraron nuevas maneras de alimentar el escenario cultural que Luciano Galup, Irina Sternik y Natalia Zuazo analizan abriendo el plano de lo inmediato.

Sternik cuenta que mientras responde la entrevista escucha, de nuevo, el recital que Pedro Aznar ofreció en Facebook, que fue visto en vivo por 65.000 cuentas (pero muchas más personas) y apunta que el de Fito Páez tuvo 67 mil por Facebook y 27 mil por Instagram, más la retransmisión de canales y portales.

"Es un fenómeno emocionante y difícil de comprender. Ellos son, además de músicos, comunicadores sociales. Así lo comentó ayer Pedro Aznar al decir que hubiera ido a buscar micrófonos a su depósito al estar exceptuado como comunicador social pero prefirió quedarse en su casa. Además de ellos, hay muchos otros y otras que con pocos o muchos seguidores están manteniendo algún tipo de contacto cultural con su público, no sólo para pasar el tiempo, sino para explorar nuevas formas dentro de los que nos toca", reflexiona.

Galup, autor de "Big data & Política", considera que las redes permiten que artistas y productos culturales circulen, ya que la voluntad es liberar contenido para que la gente pueda quedarse en su casa con actividades culturales. "También pasa que gran parte de la industria cultural está frenada porque no se puedan hacer cosas en el mundo físico así que hacer shows es mantener algo de la maquinaria cultural y se intenta hacer eso para brindar objectos culturales a la ciudadanía y garantizarte la subsintencia presente o futura", acotó.

Para Zuazo estas iniciativas "les sirven a los que quieren participar del recital, del concurso como al artista, al tallerista pero que si no sirven en este momento también está bien" porque "eso que se multiplica como una oferta permanente está bien pero está bueno que no sea una oferta que se nos impone y pensamos que la tenemos que tomar necesariamente porque está ahí y estamos encerrados".

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...