Medio millar de fallecidos

Diez personas murieron y 706 fueron diagnosticadas con coronavirus en las últimas 24 horas en Argentina, con lo que suman 500 los fallecidos y 13.933 los infectados desde el inicio de la pandemia, informó ayer el Ministerio de Salud de la Nación.

La cartera sanitaria informó en su reporte vespertino que murieron cuatro hombres, dos residentes en la provincia de Buenos Aires de 78 y 75 años; uno de 66 años, residente en la provincia de Chaco; uno de 73 años, residente en la Ciudad de Buenos Aires, y cuatro mujeres, dos residentes en la Ciudad de Buenos Aires de 87 y 95 años; una de 78 años, residente en la provincia de Buenos Aires; y una de 60 años, residente en la provincia de Chaco.

El parte matutino consignó que se produjeron dos muertes: un hombre, de 81 años, residente en la provincia de Córdoba; y otro de 65 años, residente en la Ciudad de Buenos Aires. Del total de los casos, 961 (6,9%) son importados, 6.091 (43,7%) son contactos estrechos de casos confirmados, 4.694 (33,7%) son casos de circulación comunitaria y el resto se encuentra en investigación epidemiológica. De los diagnosticados con Covid-19 ayer, se registraron en la provincia de Buenos Aires 315 casos, en la Ciudad de Buenos Aires 361, en Chaco 16, en Corrientes 2, en Neuquén 2, en Río Negro 8, en San Juan 1, y en Tierra del Fuego 1. En tanto, no se notificaron contagios en Chubut, Córdoba, Entre Ríos, Jujuy, La Pampa, La Rioja, Mendoza, Misiones, Salta, San Luis, Santa Cruz, Santa Fe, Santiago del Estero y Tucumán.

El número total de acumulados por jurisdicción indica que la provincia de Buenos Aires suma 4.770 casos, la Ciudad de Buenos Aires 6.564, Chaco 796, Chubut 5, Córdoba 459, Corrientes 80, Entre Ríos 29, Jujuy 5 y La Pampa 5. La Rioja alcanza 63 casos, Mendoza 89, Misiones 25, Neuquén 125, Río Negro 368, Salta 7, San Juan 5, San Luis 11, Santa Cruz 49, Santa Fe 260, Santiago del Estero 22, Tierra del Fuego 149 y Tucumán 47.

Catamarca y Formosa continúan sin registrar contagiados con coronavirus.

“Una acción retardante”

El ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, sostuvo ayer que la experiencia de la pandemia en el mundo muestra que el país se encuenta “recién entrando en las puertas del gran problema” y reafirmó que, con las medidas que se van adoptando, se está haciendo “todo lo humanamente posible para que el daño sea el menor”. En este sentido, sostuvo que, “en términos de guerra”, se puede decir que con las medidas adoptadas para mitigar el avance del coronavirus en el marco del aislamiento social, preventivo y obligatorio se está “generando una acción retardante, que es imposibilitarle al enemigo que avance a ritmo normal”. “En estos momentos la sociedad tiene que entender que no podemos pelearnos con la realidad.

Esto no es una tarea fácil; es peor que una explosión nuclear, porque en esa situación uno al menos puede medir la radioactividad”, comparó Berni en declaraciones a la prensa. “¿Hasta dónde se lleva adelante? Hasta que se haga la contraofensiva, que es la vacuna, un tratamiento eficiente, o hasta que el enemigo nos sobrepase, lo que no debería ocurrirnos a nosotros”, aseveró el funcionario, quien remarcó que, “por lo que se ve de la experiencia del mundo, recién estamos entrando en las puertas del gran problema”. “La pandemia es como el iceberg del Titanic: lo tenemos de frente y hay que decidir cómo chocar, si de costado, de un lado o del otro”, afirmó el ministro y añadió: “Nos cayó una bomba que nadie esperaba y estamos haciendo todo lo humanamente posible para que el daño sea el menor”

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...