Incendios forestales: un grave daño a flora y fauna

Los incendios forestales representan una fuerte amenaza para las especies autóctonas, tanto de la flora como la fauna, la cual se ve severamente dañada con cada foco ígneo que se registra. A nivel general, se estima que, en un incendio de gran magnitud, se pierde hasta un 70%, especialmente cuando se trata de zonas de alto valor biológico, por lo que es fundamental combatir estos episodios.

"Tanto en la flora como en la fauna el impacto es muy grande, en los animales el fuego a veces los mata y otras los ahuyenta, lo que también es perjudicial porque esto altera el ecosistema, no vuelve a ser lo mismo y en la flora también es muy grave, lo que ocasiona un incendio porque muchas especies nativas se pierden, incluso árboles de cientos de años que tardan en crecer nuevamente, la naturaleza es lenta" dijo Ezequiel Morales, director de Incendios Forestales del Ministerio de Ambiente de Jujuy.

Respecto al impacto real que causan los incendios en la flora y fauna, el brigadista aseguró que en líneas generales, "se calcula que del 100% de animales, en un incendio se afecta entre el 10 y 20%, pero depende de la intensidad del fuego y la rapidez con la que avanza, en un incendio más grande con viento fuerte se calcula que la afectación es de entre el 50 y 70% porque el fuego arrasa con todo, no le da tiempo a los animales a escapar y en esos casos afecta a todo tipo de animales, incluso rastreros y los nidos de aves", señaló.

IMPACTO / LA FAUNA Y FLORA AUTÓCTONAS SE VEN GRAVEMENTE AFECTADAS POR LOS INCENDIOS FORESTALES.

En lo que va de la temporada, que es de julio a diciembre, Morales detalló que ya se registraron 50 incendios chicos, y uno solo grande de casi 80 hectáreas en Calilegua. Si bien la mayoría son incendios chicos, es elevado el número respecto a otros años.

Mencionó que hay zonas más vulnerables que otras, por ejemplo, el Parque Nacional Calilegua, la reserva privada de Ledesma, que está a la entrada de Yuto, como también los parques provinciales. "En cada una de estas zonas hay distintas especies, según la geografía de cada lugar sea chaqueña, de montaña, las lagunas de Yala, las Lancitas, Vilama, que tiene distintas especies de aves o la zona de Pozuelos que son lagunas de altura que tienen una gran cantidad de especies de aves", señaló.

En este sentido, Morales remarcó que toda zona en la que haya intervención del hombre es propensa a sufrir incendios, porque "muchas veces para ahuyentar a un puma para que no se coma a las ovejas, se termina ocasionando un desastre natural, o para que el pasto reverdezca más rápido se lo quema pero ese pasto después crece con menos propiedades alimenticias para los propios animales, lo que es un doble daño para el ambiente".

Destacó que una de las zonas que se protege muy de cerca es la parte de Yuto y Vinalito, por cuanto es un sector maderero que ha sufrido talas y en estos momentos está reverdeciendo, por lo que procuran preservarla.

Brindan recomendaciones

Desde la Brigada de Incendios Forestales del Ministerio de Ambiente de la Provincia constantemente recomiendan evitar cualquier episodio que pueda provocar un incendio. Entre las principales recomendaciones, solicitan no tirar colillas de cigarrillo ni fósforos en zonas donde hay materia vegetal seca, no tirar vidrios, botellas de plástico o cristal, latas u otros materiales combustibles en los bosques, no encender hogueras o fogatas en el bosque y colocar zonas cortafuegos en las áreas en las que se conoce que hay facilidad de incendios. Además solicitan que al advertir un incendio forestal, se comuniquen al 911, 100, 103 o al 0388-4271971. Para realizar una quema controlada, se debe solicitar la autorización a la Dirección Provincial de Incendios Forestales al mail equipotecniconoa@hotmail.com.ar o telefónicamente al 0388- 4271971.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...