Lo que descubrí en cuarentena

Poco antes de empezar la cuarentena, estaba tratando de comprender los ideogramas de un texto chino clásico. Más allá de lograrlo, descubrí algunas perlas con que intenta describir cosas de la vida. Me dio mucho placer saber que, para decir anciana, se representa a una mujer que tiene la cara como las olas del mar; que una vertiente es un dragón de agua; que el deseo nace de aburrirse contemplando el valle; que la conciencia es mirar las cosas en nuestro corazón y que una de las formas de decir que no es con un pájaro que se pierde en el horizonte”.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...