"Corazoncitos Felices" solicita ayuda de la comunidad

Por Lucas Delgado

El merendero y comedor "Corazoncitos Felices" se encuentra en una situación complicada para brindar su servicio ya que no poseen ninguna ayuda económica y sus encargadas se encuentran actualmente sin trabajo, por lo que tienen que luchar a diario para poder ofrecer el plato de comida que brindan tres veces a la semana.

El lugar se encuentra ubicado en el loteo Solá, manzana 1,1 lote 22 de la ciudad de Perico y aún no cuenta con agua potable ni red eléctrica.

A su vez, actualmente asisten 80 personas, entre niños y adultos mayores, a los que la asociación les brinda merienda los días martes y almuerzo los días miércoles y viernes.

Es por esto que en diálogo con El Tribuno de Jujuy, Andrea Martínez, quien es la encargada y propietaria de la vivienda donde funciona el merendero, se refirió a las necesidades por las que atraviesan actualmente y dio detalle de los inicios de "Corazoncitos Felices".

"Armé este merendero que también funciona como comedor con mi hija y tres vecinos, donde todo lo hacemos a pulmón y no contamos con el sustento de nadie", dijo.

"Este es un loteo muy humilde y la verdad que nos hacen falta muchas cosas aún. Nosotros velamos más que nada por la necesidad de los más chicos", agregó.

A su vez, la encargada aseguró que inauguró este espacio con el apoyo de sus hijas, amigas y primos que trabajan como bomberos voluntarios. "Ninguno cuenta con planes sociales y tampoco pertenecen a ninguna organización ni partido político", señaló.

"Comencé con el merendero a fines de agosto del año pasado, pero todo lo hacía sin pedir ayuda, hasta que conversando con los vecinos y amigos me recomendaron que busque personas que me puedan dar una mano y eso fue lo que hice", explicó Andrea Martínez.

"Abrí cuentas en redes sociales del merendero y empecé a solicitar ayuda por esa vía. Así comenzó todo y hoy en día hago públicas todas las donaciones que recibo de la gente y fomento para que se sigan acercando a colaborar con nuestro merendero", dijo.

Problemas en pandemia

Una de las grandes fuentes de donación para este merendero es la feria que se realiza en la localidad de Perico, ya que Andrea y sus hijas recorren durante el día pidiendo colaboración por los puestos.

La poca actividad en la feria y un desabastecimiento en los productos llevaron a que las encargadas tuvieran que rebuscárselas de otra manera para continuar con el merendero y el comedor.

"En la pandemia me quedé sin trabajo y tuve que empezar a manejarme únicamente por las donaciones", expresó Andrea Martínez.

"De ahí en más comenzamos a ir con mis hijas a la feria y a los mayoristas para que nos ayuden con lo que pueden. Juntamos leñas a orillas del río y preparamos el fuego para cocinar", dijo.

"También hacemos venta de tamales, empanadas y todo lo que se recauda es para comprar carne para la comida que entregamos en el comedor", detalló la encargada.

Pedido a la comunidad

El merendero continúa su funcionamiento sin interrupciones ya que, pese a las complicaciones, Andrea y las demás encargadas trabajan a diario para poder llegar con los 80 platos que sirven en el lugar, pero solicitan a la comunidad que les brinden ayuda a través de donaciones de productos y mercadería para seguir cumpliendo con esta acción. "Lo que más nos cuesta es conseguir la carne, el aceite y el queso ya que son productos más caros", dijo.

Los interesados en realizar donaciones pueden comunicarse al 388 5759218.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...