"Es muy posible construir un vínculo que no sea efímero y que nos dé felicidad"

"Dorados 50" es una comedia documental dirigida por Alejandro Vagnenkos y Víctor Cruz, que con un planteo signado por el humor y desestructurado, alienta el amor para toda la vida indagando sobre cuestiones relacionadas con la pareja y el paso de los años. De esta manera el filme sigue el camino de Vagnenkos quien atravesando la crisis de los 50 se cuestiona su estabilidad matrimonial de 30 años a la luz de los nuevos paradigmas donde la inconstancia en las relaciones es moneda corriente, el cineasta intenta resolver sus dudas por medio de este documental y busca varios caminos, uno de ellos es charlar con numerosas parejas que ya pasaron sus Bodas de Oro y que buscando caminos para reinventarse lograron permanecer juntos y siguen eligiéndose día tras día.

Se trata de una propuesta muy llevadera, entretenida y optimista que sin formalismos llevará al espectador a reflexionar sobre las maravillas del amor romántico porque tal vez muy en el fondo todos quisiéramos enamorarnos para toda la vida.

¿Qué recorrido tuvo el filme?

La película estuvo en el último Bafici en el mes de marzo y ahora permanece en instancia de selección en varios festivales, está haciendo su recorrido en este sentido. Hasta el jueves se puede ver en Cine.Ar y del 17 al 23 de septiembre estará disponible gratuitamente en la plataforma Vivamos Cultura (https://vivamoscultura.buenosaires.gob.ar).

¿Por qué se decidieron por este proyecto? ¿Qué los motivó a hacerlo?

A nosotros nos interesa muchísimo el mundo de las personas mayores, creemos que están subrepresentadas, es decir que tienen pocas representaciones en cine y si figuran, es con cuestiones que están asociadas con la enfermedad, con la cercanía de la muerte y no con la vitalidad, con el amor, con el lado positivo de la vida.

Y la idea de este documental surge de Alejandro (Vagnenkos), el codirector, él estaba por cumplir 50 años y se da cuenta de que ya lleva 30 años en pareja y que está siguiendo los pasos de sus padres y sus abuelos que superaron los 50 años de casados y eso le hace preguntarse, replantearse algunas cosas de las relaciones en pareja y salir a buscar a parejas que han estado mucho tiempo juntas para que le cuenten cómo han vivido esa vida y cómo han logrado construir un vínculo tan sólido.

¿Cómo definiría la temática de la película?

La película es sobre el amor de larga duración o mejor dicho, es una comedia romántica sobre las relaciones de largo aliento.

El filme tiene entrevistas, ustedes participan como actores, tienen su lado de humor. ¿Por qué siguieron este camino desestructurado?

Creemos que hay temas que permiten un planteo así, con forma más divertidas y sin solemnidades y este, de las relaciones de pareja, de la crisis de la mediana edad, que tiene un personaje como el de Alejandro, daba como para poder explorar una forma de hacer documental quizás más lúdica. Uno normalmente al documental lo asocia con temas graves, importantes y complejos y lo que nosotros intentamos hacer es una película que tuviera profundidad pero al mismo tiempo nos brindara la posibilidad de divertirnos, de mirarnos al espejo con una sonrisa.

¿Qué criterios siguieron para elegir a las parejas protagonistas?

Nuestro criterio fue el de la diversidad, queríamos que la película no funcionara como un manual de cómo debe ser el amor en pareja para llegar a los 50 años, lo que intentamos hacer fue tratar de conocer y escuchar a la mayor cantidad de parejas posible, con formas distintas de construcción de su relación como para visualizar distintos modos. Y más que buscar una respuesta de cómo tiene que ser la vida en pareja para llegar a las cinco décadas, lo que tratamos de hacer es preguntas que nos despierten la curiosidad, para pensar que hay muchas maneras posibles de vivir en pareja.

¿Qué fue lo que más le sorprendió de todo este proceso o de los testimonios que recabaron?

Una de las cosas que me sorprendió es comprender que las parejas, que estas personas tienen muchas ganas de contar sus historias, de compartir lo que les sucede y cómo lo vivieron y que tienen una necesidad bastante grande de ser escuchadas.

LOS DIRECTORES / VÍCTOR CRUZ Y ALEJANDRO VAGNENKOS EN PLENO RODAJE

Se dio un proceso muy fluido de intercambio y de vinculación y creo que es porque no es tan común que les pregunten cosas, que cuenten y que revivan su historia y que también hablen sobre su presente y sobre su futuro y ahí estaba también la clave, porque nos dan sus testimonios personas que tienen entre 70 y 80 años pero ellos no viven solo en el pasado sino que viven un presente de amorosidad y piensan en el futuro. Por ejemplo, en uno de los casos están dos personas que vivieron un amor de juventud y se reencuentran y se ponen de novios después de más de 40 años y comienzan una relación como si fueran adolescentes y ya son octogenarios. Y eso abre la posibilidad de pensar que no hay edad para el amor, para sentir el amor romántico, para vivirlo.

¿Cómo fue el trabajo con las parejas entrevistadas?

Previamente nos juntamoss con muchas parejas y elegimos solo 12, charlamos mucho, fuimos a sus casas, queríamos que nos conocieran, que sepan lo que queríamos hacer, para vincularnos y crear una relación de confianza que permitiera que a la hora de filmar, ellos se sintieran cómodos y relajados.

Y trabajamos mucho en conocer la historia de cada uno y finalmente al momento de la filmación les hacíamos ciertas preguntas pero no tenían ninguna indicación puntual ni marcación específica. También planteamos disparadores o algunas actividades que fueron muy movilizantes para ellos, por ejemplo les hicimos buscar dos o tres fotos que fueran las más significativas para ellos en sus 50 años de convivencia y también llevamos un espejo para que ellos se miren y nos digan qué es lo que veían. Esas fueron las dos indicaciones que surgieron de nosotros.

¿Qué lectura puede hacer de la recepción del filme entre los protagonistas o el público en general?

La mayoría de los protagonistas la vieron en la primera proyección que se hizo en el Bafici y están felices, muy contentos, la recepción por parte de ellos fue buenísima, algunos me dijeron que no se imaginaban que la película fuera así y que como ya pasaron 2 años desde las entrevistas no recordaban ni lo que habían dicho y la imagen que les devuelve la película es muy distinta a lo que recordaban.

Y todo nos decían que se habían sentido muy cómodos a la hora de filmar y les gustó mucho la película, algunos ya la han visto hasta cuatro veces. Y también lo que nos pasa con las proyecciones es que el público sale muy contento, porque la pasa bien, porque la película tiene mucho amor y mucho humor, es una película divertida pero que nos permite pensar, reflexionar y emocionarnos porque se centra en los sentimientos.

¿A nivel personal qué le dejó este proceso?

A mí a nivel personal lo que me dejó es muchas ganas de seguir estando en pareja. Yo estoy hace 10 años en pareja y no sé si voy a llegar a los "dorados 50" pero es una posibilidad. Así que lo que me dio, lo que me hizo ver esta película es que hay tantas formas de construir una pareja, de relacionarse, de amarse como tantas parejas hay en el mundo y cada uno tiene que encontrar la suya, tiene que encontrar la que lo haga feliz. Y que es muy posible construir un vínculo que no sea efímero y que nos dé felicidad.

¿Nos puede adelantar algo de sus próximos proyectos?

Antes de fin de año espero poder estrenar un documental que trata la temática del trabajo, el ambiente y la salud, que se llama "Taranto" sobre la acería más grande del mundo en el sur de Italia. Pero a mí me interesa mucho el mundo de las personas mayores, el año pasado estrené una película que se llama "Que vivas 100 años!" sobre personas longevas alrededor del mundo y seguramente siga trabajando alrededor de esta temática porque creo que hay mucho para contar.

Considero que tiene que haber más películas de esta etapa de la vida, que es tan importante y que dura tanto tiempo, porque cada vez vivimos más y la mayor parte de nuestra vida vamos a ser personas mayores porque la expectativa de vida ronda los 80 y pico de años, entonces vivimos décadas como adultos mayores y a este hecho no se le da el lugar que merece.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...