La lluvia torrencial no fue impedimento para que miles de personas se congreguen en el Congreso, desde donde marchan en silencio a la Plaza de Mayo para rendir homenaje al fiscal Nisman a un mes de su muerte.
Los primeros en llegar, entre los aplausos de los manifestantes, fueron los fiscales convocantes. Se trata de Guillermo Marijuan, Raúl Plee, Ricardo Sáenz, José María Campagnoli, Carlos Rívolo, Carlos Stornelli, Germán Moldes; Carlos Donoso Castex y Luis Cevasco, junto al secretario del gremio de los judiciales, Julio Piumato
También llegaron, entre otros, el ex gobernador de Santa Fe, Carlos Reutemann; el ex legislador Ricardo Gil Lavedra; el senador radical Mario Cimadevilla; el diputado del PRO Sergio Bergman; el fiscal general de Córdoba Alberto Lozada; el juez en lo Penal Económico Ezequiel Verón de Astrada; el fiscal federal Germán Moldes; el ex fiscal Romero Victorica; y el juez Miguel Angel Caminos; el juez de Casación Penal Carlos Gemignani; el abogado Gustavo Kolmann; el fiscal Jorge López Lecube; el fiscal Carlos Rolero.
En primera fila, y portando una bandera negra con letras blancas con la leyenda "Marcha del silencio, 18F Homenaje al fiscal Nisman", están la madre de Nisman, Sara Garfunkel, su ex mujer, Sandra Arroyo Salgado, su tía Lidia y la hija mayor, estará sosteniendo una enorme bandera negra con una inscripción blanca:
Uno de los objetivos de la marcha será resaltar la pertenencia judicial. Por este motivo, los primeros 50 metros serán exclusivamente para fiscales y jueces. Detrás de ellos estarán quienes integren el gremio de judiciales garantizando la seguridad y cargando una bandera argentina de varios metros de largo. Y luego, más atrás, marchará la clase política.
La movilización finalizará frente a Plaza de Mayo, en un edificio donde Nisman tenía su Fiscalía. Allí está previsto que se realice un minuto de silencio, seguido de un aplauso, para luego desconcentrar. No está previsto que haya pronunciamientos de políticos o integrantes del Poder Judicial. La familia de Nisman tampoco tiene previsto hacer declaraciones.
Quienes también dirán presente son las dos principales instituciones judías de la Argentina: AMIA y DAIA. Desde la mutual judía expresaron que "la marcha convocada por los fiscales, al cumplirse un mes de la muerte que conmocionó y enlutó a toda la sociedad, fue organizada con el objetivo de que sea una movilización ciudadana, pacífica y sin banderías políticas, que exprese y represente el sentimiento colectivo de lograr el real esclarecimiento del caso".
Por su parte, Julio Schlosser, presidente de la DAIA, confirmó que la entidad participará y sentenció: "A 21 años del atentado a la AMIA, lo único que tenemos los argentinos es un fiscal muerto y marchar en silencio y bajo esas consignas es lo menos que la comunidad puede hacer por quien dio su vida en pro de una causa justa".
Parte del empresariado, incluyendo a la Sociedad Rural Argentina, también participará saliendo desde Rivadavia y Paraná, a pocos metros del Congreso. Sumado a esto, esta semana un grupo de intelectuales adhirió en reclamo de "verdad y justicia para Nisman y las víctimas de la AMIA".
Un personaje que no estará ausente en la manifestación será la sociedad. Según estimó el subjefe de la Policía Metropolitana, Ricardo Pedace, se espera una "cantidad muy importante" de gente que podría alcanzar las 300 mil personas. El oficial comparó esta marcha con la primera movilización para pedir justicia por el secuestro y posterior asesinato de Axel Blumberg. Habrá un operativo de 450 efectivos de la Policía Federal, Gendarmería y Prefectura.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...