"Es mentira eso de que no como", aclaró Luciana Salazar sobre la polémica que despertó su peso luego de aparecer súper delgada en la pista de "Bailando 2015".
"Ayer, por ejemplo, comí cinco medialunas y dos empanadas, en medio de los ensayos. Después, cené fideos con salsas, y de postre, unos chocolates. Ahora no estoy más flaca. Estoy más marcada", explicó la bomba sexy en el programa radial de Catalina Dlugi en La Once Diez.
Luego de haber declarado que pesaba apenas 43 kilos y justificarlo publicando imágenes de su padre, también flaco a su edad, Luli reconoció que no se alimenta de la mejor forma.
"Tendría que comer más sano. Estoy mucho de acá para allá y como cosas no tan sanas, por ejemplo, papas fritas o cosas dulces. Me gustan mucho las tortas y los chocolates", afirmó.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...