Fue condenado a prisión perpetua y luego absuelto por los mismos jueces

Luego de la nota publicada por El Tribuno de Jujuy respecto de un fallo resuelto por el Superior Tribunal de Justicia, en el que se resolvió otorgarle la libertad a un hombre que había sido condenado a prisión perpetua, el fiscal general Sergio Lello Sánchez interpuso un recurso extraordinario federal ante la Corte Suprema de Justicia, para que se revea nuevamente este fallo.

Con todo esto, el fallo que no tiene precedentes en la Justicia jujeña, podría dar un inesperado giro, y si la Corte Suprema de Justicia da lugar al pedido del fiscal general, el ahora absuelto podría volver a prisión.

Además el fiscal general Sergio Lello Sánchez solicitó la nulidad de dicha sentencia a los vocales del Superior Tribunal de Justicia "por haberse violentado la capacidad y constitución del Tribunal, al ser integrado el mismo con jueces que ya habían prejuzgado y debían inhibirse, afectando la necesaria imparcialidad de los juzgadores".

Se trata del fallo que recientemente benefició Julio César Maigua (48), luego de que en abril de 2012 fuera condenado por el Tribunal en lo Criminal Nº 2, tras hallarlo coautor del delito de "homicidio calificado en ocasión de robo".

Según la interpelación del fiscal general del Ministerio Público de la Acusación, ante el máximo Tribunal, en junio del 2013 el Superior Tribunal de Justicia confirmó la pena en contra de Maigua en una apelación del fallo presentado por su abogado defensor.

En octubre del 2016, los nuevos abogados defensores de Maigua presentaron un recurso de "revisión" de sentencia, que es un recurso que se plantea cuando hay una sentencia firme. Es la última instancia que tienen los defensores para poder solicitar la reducción de pena o absolución de sus defendidos.

El pasado 31 de julio, la Sala Penal del Superior Tribunal de Justicia resolvió por mayoría hacer lugar al recurso de "revisión", anular la sentencia que le cabía a Maigua y absolverlo de cargo y culpa.

La presentación del fiscal general hizo foco en advertir que el STJ actuó en dos oportunidades. En primer lugar "como revisor de la sentencia, en donde confirmó la misma" y recientemente "anuló y absolvió al imputado".

El pedido hace foco en que "los magistrados integrantes del STJ Clara Langhe de Falcone y José Manuel Del Campo, concurrieron en pronunciar sentencia en ambos fallos, es decir, que integraron el mismo tribunal que confirmó la sentencia, y a su vez formaron parte del tribunal que anuló dicha sentencia, emitiendo pronunciamientos absolutamente contrapuestos y contradictorios", que ha derivado en una sentencia "arbitraria", dice uno los puntos de la presentación.

"La declaración del señor Calisaya (el otro coimputado condenado) fue muy importante para que se dé lugar al fallo. Ante escribano público desvincula a Maigua", le había dicho a nuestro medio el abogado de Maigua, Julián Martín.

En otro tramo de la presentación del fiscal general, manifiesta que "la supuesta prueba nueva alegada por la defensa, celebrada ante un escribano, da cuenta de los dichos de un condenado que niega, sin demasiados detalles, la responsabilidad en el ilícito, entendemos que no reúne ni por asomo" el elemento probatorio para liberar a Maigua.

"La Sala del STJ ha analizado elementos probatorios ya existentes en la causa y se les ha dado un valor opuesto al que le otorgó el mismo tribunal en oportunidad de confirmar la sentencia firme, generando una intolerable contradicción lógica entre ambos fallos de un mismo tribunal, en una misma causa", explica

Maigua fue condenado a prisión perpetua en abril del 2012

El Tribunal en lo Criminal Nº 2 había condenado a dos hombres a cumplir la pena de prisión perpetua por considerarlos coautores del delito de “homicidio calificado”, por un hecho ocurrido en cercanías de la localidad de El Piquete.
Osvaldo Ladislao Maizares había sido contratado para realizar un servicio de flete el día 21 de enero de 2010. El viaje se realizó en un camión marca Mercedes Benz modelo 1114, propiedad de Maizares, partiendo desde El Piquete con destino a la ciudad de Monterrico.
Cuando se dirigían por la ruta provincial Nº 1, el conductor habría ingerido pastillas para dormir disueltas en una bebida, las cuales le provocaron un profundo sueño.
Luego Maizares fue arrojado al cauce de un canal de riego, provocándole la muerte por asfixia por inmersión, procediendo a abandonar el cuerpo y retirarse del lugar, sustrayendo el camión, al que trasladaron a la ciudad de Salta donde fue desarmando, para luego vender sus partes.
Rubén Ángel Calizaya y Julio César Maigua habían sido condenados a cumplir prisión perpetua, luego de la resolución del Tribunal en lo Criminal Nº 2, que en esa oportunidad estuvo integrado por los jueces Luis Kamada (presidente de trámite), Antonio LLermanos y Liliana Fernández (habilitada), desempeñándose Gustavo Almirón como Fiscal de Sala y Alejandro Castagna como secretario del tribunal. 
El fallo había sido apelado en 2013 y el STJ confirmó la pena y en 2018 el Tribunal del STJ resolvió dar lugar a la revisión y absolver a Maigua.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...