"Estamos unidos por el dolor y no nos van a callar"

 

 

La próxima semana se trataría un proyecto unificado de emergencia por violencia de género en la Legislatura provincial.

 

Familiares de víctimas de femicidio, en conferencia de prensa, señalaron que continuarán exigiendo justicia. "No nos van a callar, queremos que paguen los que no hicieron bien las cosas", indicaron en el local gastronómico de los padres de Iara Rueda .

Pidieron celeridad para el esclarecimiento de los femicidios y remarcaron que ningún padre o familiar integra la mesa de trabajo de los funcionarios que trabajan en la letra de una ley que llevará el nombre de Iara, la adolescente que asesinaron brutalmente y con saña, tardando 6 días para dar con el cuerpo. "La encontraron en una avanzado estado de descomposición, si hubieran actuado antes con el protocolo, la tendría conmigo", señaló Mónica Cunchila, madre de la adolescente que era intensamente buscada por sus padres y toda una comunidad.

"El que no quiera trabajar que se vaya a su casa", agregó Cunchila, madre de Iara, quien reclamó por los drones para buscar a su hija. "Dónde están los drones y los perros que nos prometieron, no llegaron nunca", se preguntó acompañada de otros familiares de víctimas de femicidios.

Estuvieron presentes además familiares de Katy Vilte, una adolescente desaparecida en 2011, quien fue encontrada días después en un descampado con parte de su cuerpo quemado. Se cumplieron 9 años de su muerte y no hay detenidos. "Ella fue a un recital en el cine Zapla y no regresó. Sobre el caso no hay detenidos y renunciaron tres abogados, las cámaras no nos dieron datos, quiero saber quién mató a mi sobrina", y dirigiéndose a los gobernantes de esa fecha señaló: "Nos piden los votos y después no nos ayudan a hacer justicia. La tiraron como un perro, vinimos a la policía, donde me respondían diciendo que estaba con el novio y se reían en mi cara. Yo sé que los chicos sí saben qué pasó, no sé si están amenazados, no saben lo que es tener una hija y sentir que te arrebatan de las manos, torturada, quemada, sin que se sepa aún qué es lo que pasó", dijo una tía de Katy.

Familiares de Alejandra Nahir Álvarez, en medio de lágrimas contenidas y la voz quebrada, exigieron justicia "por una madre que dejó a su familia inmersa en el dolor y un bebé al cuidado de la familia materna". Con la foto de la joven madre clamaron por el esclarecimiento del hecho y justicia con mano más dura y sin privilegios. "Están haciendo todo mal, están actuando mal", dijeron en cuanto a la investigación. "La familia tiene un dolor que no se nos quita, no vamos a parar por todas las chicas que ya no están con nosotros y que fueron asesinadas y torturadas", dijo.

La tía de Cesia Reinaga, la joven asesinada en Abra Pampa, señaló: "Lamentablemente estamos unidos por el dolor, por nuestras niñas que fueron arrebatadas, también hay niños víctimas de asesinatos, queremos la ley de emergencia", señaló.

MARCHA/ UNA DE LAS MOVILIZACIONES POR IARA RUEDA. 

"El pueblo exige que se cumplan las leyes que están encajonadas, que tomen el tema muy en serio, el pueblo pide justicia, pedimos que nuestros funcionarios hagan algo. Pido que el Concejo de Abra Pampa, como dijo, pida el desafuero de la concejal Noelia Velásquez, porque hasta el momento esa señora sigue allí y tuvo el tupé de pedir licencia por salud. No puedo vivir de solo pensar cómo la torturaron, queremos que caigan todos los que tienen que caer", dijo la tía de Cesia.

"Están encubriendo todo con privilegios. Abra Pampa quiere justicia, sino volveremos a las calles y no nos van a callar, nos une el dolor de una familia a la que le quitaron una hija de su casa. Nos piden no más marchas, pero si no nos escuchan, vamos a salir. Cesia tiene una familia que la quiere, no nos pidan que nos callemos, no tenemos ninguna bandera política", dijeron.

Por su parte, familiares de José María Villafañe expresaron: "Se presentó la chica que salía con mi hijo, según ella lo mató, hace meses está presa. No habla, no creemos que lo hiciera sola. El 3 de mayo lo tiró en el hospital, estamos seguros de que no estaba sola, queremos saber la verdad para que descanse en paz. José María solo trabajaba y concurría al gimnasio, no tenía vicios". "Se juntaron y vivían en la casa de la madre de ella. Hasta el día de hoy no pudimos retirar las cosas de mi hijo. Pedimos justicia. Queremos que no haya privilegios, pedimos el esclarecimiento de la muerte de nuestros hijos", dijeron.

Finalmente, Mónica Cunchila, madre de Iara, pidió: "No amenacen a la gente que nos acompaña, porque nos quiere y también quiere que haya justicia".

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...