Campaña previene el cáncer de piel

La campaña de detección del cáncer y de patologías de la piel que se realiza desde hace treinta años desde la Sociedad Argentina de Dermatología, con adhesión de filiales de todo el país, se renovó con difusión por redes sociales, solicitándose especialmente el control de lunares. Se estima que este año hubo unos 40 diagnósticos en el hospital "Pablo Soria".

El operativo se hace mediante "foto educación" desde la página de la Sociedad Jujeña de Dermatología, mediante publicaciones en Facebook e Instagram, de modo de enseñar los tips para cuidar la piel, controlar los lunares y el uso de protector solar.

La Sociedad Jujeña de Dermatología no tiene estadísticas pero con las campañas logró que la gente consulte. "Estamos detectando mucho cáncer de piel en gente joven, cada vez más joven, tanto en los consultorios públicos como privados, y hay que prevenir. Hemos encontrado casos de cáncer terribles, sobre todo en gente que nunca consultó", precisó Graciela Tanco, presidenta de la mencionada entidad. Aunque no tienen estadísticas, estimó que hay aproximadamente unos 40 casos diagnosticados de cáncer de piel en el hospital "Pablo Soria", y en la parte privada, sólo en su consultorio, tiene 25.

Explicó que hay tres tipos de cáncer de piel, el carcinoma basocelular, el espinocelular y el melanoma. El más común es el cáncer basocelular con el 90% de los casos; y se lo detecta cuando comienza a crecer, si hay un lunar que no estaba, mancha que empieza a ponerse rosada, o en cualquier parte del cuerpo, incluso en genitales y la boca.

El espinocelular y basocelular son lesiones verrugosa, vasos o lesiones elevadas, con costras o que se ulceran. Mientras el melanoma es oscuro, son lesiones con mucho pigmento, negro, marrón a veces con partes azules y rojas que pueden ulcerarse.

Si bien el año pasado bajaron las consultas por la pandemia, situación que se dificultó por tener los pacientes que ir primero con un médico clínico, y que este debe derivarlo a un dermatólogo, al bajar las restricciones aumentaron las visitas a los consultorios, por lo que se recomendó no esperar para ir a un profesional ante la modificación, mancha o lesión de la piel.

"Una vez al mes tienen que controlarse los lunares, con un espejo o que alguien se los vea", recomendó la dermatóloga. Explicó que si hay asimetría en el lunar, con cambios de un lado respecto al otro, hay que consultar. Dijo que hay que ver que el borde sea parejo y cuando empieza a desflecarse o a crecer, también se debe concurrir a un especialista. También amerita ir a consulta si el lunar o mancha cambia de color, o cuando comienza a crecer; que son los signos de alarma.

Es que Jujuy tiene alta radiación solar, ya desde San Salvador de Jujuy con 1.600 metros sobre el nivel del mar, y en la Puna es mayor, por lo que recomendó a la gente que trabaja allí a usar protector solar.

Las recomendaciones para cuidarse son usar sombrero, evitar las horas pico de exposición, usar anteojos con UVB y UVA y protector solar también y que deben adquirirse en farmacias e indicados, que es clave para todos, especialmente embarazadas y quienes trabajan al aire libre, trabajadores rurales, en la Puna o policías. El protector solar con UVB y UVA se debe usar desde que se levantan, y renovarlo cada tres horas, sobre todo al hacer actividad física por la transpiración. Se debe colocar 9 cucharitas de crema en la cara, brazo, pierna, tórax y espalda.

Lo ideal son sombreros para tapar no sólo la cara sino cuello y orejas; usar ropa clara, mangas largas. Hay que evitar exponer al sol directo a los bebés.

No se aconsejan camas solares

Una de las prácticas con serias consecuencias para la piel que saliera a la luz por su peligrosidad es el de la cama solar. El reciente caso de una joven de Buenos Aires que terminó internada tras hacerse dos sesiones seguidas daba cuenta de los daños que pueden ocasionar, y que aumentan las probabilidades de tener posteriormente cáncer de piel. “Esa es como que se hubiera insolado”, explicó la dermatóloga Graciela Tanco, y aseguró que absorbió radiación y que al estar quemada la piel si hacen ampollas, queda más sensible, por lo que debe tener cuidado en unos años ya que puede de‑ sarrollar algo.

“Las camas solares no la recomendamos, les pedimos a nuestros pacientes por favor que no las usen porque con el uso continuo aumenta la incidencia, la probabilidad que haga cáncer de piel”, aseveró. “Hay que evitar esas quemaduras por el sol, esas son las más peligrosas, porque se desarrolla una patología por toda la absorción y acumulación de la radiación durante su vida. Esas quemaduras son las que más daños nos hacen”, precisó Tanco. Explicó que con esas quemaduras y radiación se va alterando el ADN de las células, y si se suma la parte genética, hábitos, pueden devenir en cáncer de piel.

Piden reconocer el protector solar

Desde la Sociedad de Dermatología vienen bregando para que se reconozca al protector solar desde las obras sociales, porque es preventivo para el cáncer de piel. Hubo un proyecto jujeño presentado por Mario Fiad cuando era diputado nacional, no avanzó, pero hay uno en Misiones que logró que se lo contemple para personas que tuvieron cáncer, los que tienen lesiones premalignas o antecedentes personales. También aclaró que los hombres deben usar protector solar porque también pueden tener cáncer de piel, al igual que las personas de piel oscura.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Informacion General

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...