Penas y alegrías tras  el desdoblamiento  de las elecciones que  dispuso Urtubey

Los actos por el aniversario de la fundación de la ciudad de Salta fueron un escenario más político que conmemorativo de la historia ayer, luego de que horas antes el gobernador, Juan Manuel Urtubey, anunciara el desdoblamiento de las elecciones provinciales de la nacional.

La medida fue recibida con distinta aceptación por el enorme arco político que este año medirá fuerzas buscando hacerse del legado que deja vacante el gobernador, tras doce años al frente de la Provincia.

El intendente y candidato a gobernador Gustavo Sáenz manifestó que ya se veía venir "un problema" y que lo venían "advirtiendo, porque son dos sistemas electorales distintos".

"Iba a ser complicado que se pueda votar en forma conjunta, porque a nivel nacional hay cinco categorías y a nivel provincial hay otras cinco", indicó Sáenz, y agregó que "la gente se iba a demorar muchísimo y (la espera) se iba volver tediosa en las filas".

"No creo que ayude ni perjudique a nadie. En definitiva, es la gente la que vota y son dos elecciones distintas. Van a elegir a quien corresponda independientemente del sistema electoral que se elija. Pero cambiar las reglas en un año electoral habría sido una locura", concluyó el intendente.

Para Sergio Leavy, en cambio, la decisión "sorprende por ser inconsultas, porque no nos preguntaron a los partidos políticos”, y agregó que “también lesiona la institucionalidad del Estado y la confianza de la sociedad”. 
“En 2017 trabajaron y destacaron la conveniencia de que vamos en una sola elección por la cuestión económica, que le ahorraba dinero a la Provincia y, a los salteños, la incomodidad de tener tantas elecciones”, recordó.
No obstante, el diputado nacional y también candidato a gobernador por Unidad Ciudadana consideró que “ningún desdoblamiento le va a quitar votos a Cristina”. Agregó: “En mi candidatura tampoco me perjudica, porque creemos que (Cristina) va a ganar en las PASO y, a los 10 días, vamos a elecciones en un estado de triunfalismo que nos va a dar muchas posibilidades”. 
Alfredo Olmedo, también candidato a gobernador, consideró el desdoblamiento “muy positivo, porque el pueblo salteño tiene que elegir su gobernador independientemente del presidente de la Nación”.
Si bien admitió que el anuncio lo tomó por sorpresa, Olmedo afirmó que “con esto gana el pueblo salteño, que va a poder elegir libremente, sin ataduras a una lista sábana”.
Por su parte, Javier David, ya lanzado como candidato a gobernador hace meses, recalcó: “Está dentro de las facultades que tiene el gobernador y creo que los fundamentos que él esgrimió, tanto en la imposibilidad de hacer las dos elecciones juntas, con dos sistemas, iba a ser muy engorroso para el elector; como también en términos políticos la importancia que tiene que vamos a elegir un gobernador nuevo en Salta y, poder separar eso de la discusión nacional, son argumentos profundos como para resolver lo que se resolvió”. 
“Creo que más allá de las especulaciones políticas, no va a cambiar demasiado un resultado electoral”, sostuvo David, y luego agregó que aprovechará el estiramiento de las fechas para la elección provincial para “seguir conversando, convocando a distintos sectores y elaborando un gran proyecto para lo que viene en Salta”. 
En cambio, el diputado nacional del PRO, Martín Grande, dijo no entender el sentido del desdoblamiento de las elecciones. “Nosotros tenemos un buen equipo en la provincia”, añadió. “Cambiemos tiene piezas importantísimas en el radicalismo, del PPS, justicialistas de Sáenz y la gente del PRO”, cerró.
A su turno, el vicegobernador, Miguel Isa, también aspirante a la gobernación, señaló que le “parece muy bien el desdoblamiento de las elecciones. Por un lado, porque técnicamente va a ser más ágil”, y “por otro lado, el orden de la importancia de la elección, jugar primero la nacional y después la provincial, así nadie va colgado del saco de nadie”. 
“Me parece extraordinaria esta decisión, porque es la primera vez que los salteños tenemos la posibilidad de llevar un candidato a presidente propio”, resumió.
En la misma línea, el exjefe de Gabinete Carlos Parodi evaluó que “lo positivo del desdoblamiento es que los salteños van a poder elegir quiénes van a gobernar la provincia los próximos años sin vinculación con la elección nacional, ya que el contexto nacional, sobre todo, luce empañado por un tema no menor, que es el económico”.
Sobre la decisión de Urtubey, el referente del Partido Obrero, Claudio del Pla, difundió: “Todos los macristas de Salta festejan, en primer lugar Urtubey, quien quiere presentar la ficción de que representa una política distinta. Se suman Sáenz, Romero, con los cuales evidentemente hubo un acuerdo para establecer este desdoblamiento”.
El partido Unidad Popular emitió un comunicado en el que “repudia el juego politiquero de Urtubey”.
En un documento que lleva las firmas de Daniel Escotorin, Maria Lapasset y Edmundo Falú, Unidad Popular afirma que “el gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, decidió desdoblar las elecciones provinciales de las nacionales en un claro y tardío gesto de despegarse del presidente Macri, al que apoyó en los cuatro años de gestión sin contemplar los estragos que causó en la economía y en la sociedad argentina y salteña en particular”.
 

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...