“Al principio esta pista no me trataba bien, pero ahora sí”

De punta a punta. Así fue la victoria del piloto de 35 años, Matías Rossi, en el circuito salteño, tras una excelente clasificación y una performance soberbia que lo dejó cerca de la punta en las posiciones generales. Salta fue para él un escenario ideal con sus dos victorias conseguidas en siete días.
“Estoy muy feliz porque me ha tratado excelente Salta. “Al principio esta pista no me trataba bien en cuanto a los resultados, pero ahora sí, así que estoy que muy feliz por hilvanar dos fines de semana soñados, uno en Top Race y este en Súper TC2000”. 
“Estoy agradecido a Toyota, a todo el equipo, muy feliz porque se dio una carrera muy buena para mí”, expresó.
El hombre de Del Viso, Buenos Aires, recordó lo que dijo a El Tribuno hace unos días tras lograr la pole position.


“La clasificación fue fundamental porque es un circuito difícil para el sobrepaso, así que contento porque el mérito del triunfo de hoy (por ayer) lo logramos el sábado”.
Rossi no fue el único piloto en mostrarse feliz ante la consulta de este diario, ya que Julián Santero, el segundo en el podio, sostuvo que “fue una gran carrera”.
El joven piloto nacido en Guaymallén, Mendoza, en 1993, dijo: “Estoy contento porque se dio una gran carrera, una muy linda largada, donde pudimos aprovechar y aguantar a Leonel Pernía y a Facundo Ardusso”. 
Es que hasta ayer, ambos integrantes de Renault Sport Team eran los punteros absolutos de la competencia y ahora Rossi se metió en el medio de ellos dos, mientras que Santero quedó en la cuarta ubicación de la tabla de posiciones.
“Estamos muy contentos por todo lo que hizo todo el equipo, por este 1-2 que hicimos con Matías y el cierre de la carrera en Salta”, finalizó.


Un marco inolvidable
El autódromo Martín Miguel de Güemes estuvo a la altura de una de las competencias más importantes del país y la gente le dio un color impresionante.
Según el propio sitio del Súper TC2000, la cantidad de fanáticos que llegó al circuito salteño obligó al cierre del trazado porque había colmado su capacidad.
Si bien se pudo observar mucha gente el viernes y sábado, ayer fue un día especial y el clima ayudó.
Muchos aprovecharon para comer asado, otros para degustar empanadas o choripanes mientras observaban el triunfo de Rossi, uno de los pilotos más queridos por el publico local. Al final, todos se fueron satisfechos con la carrera y pidieron que vuelva pronto.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...