¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

17°
25 de Abril,  Jujuy, Argentina
PUBLICIDAD

“A los niños no se les debe dar edulcorante ni derivados”

La nutricionista Paula Balderrama advirtió sobre el uso excesivo del producto y su consumo desde las infancias.

Domingo, 21 de mayo de 2023 00:36

La Organización Mundial de la Salud (OMS) desaconsejó el uso de edulcorante para controlar o reducir el peso corporal, ya que no confiere ningún beneficio a largo plazo. Paula Balderrama, licenciada en nutrición, indicó que el uso excesivo es perjudicial especialmente en las infancias. Aconsejó disminuir el umbral de dulzor y el uso de sal en las comidas.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

La Organización Mundial de la Salud (OMS) desaconsejó el uso de edulcorante para controlar o reducir el peso corporal, ya que no confiere ningún beneficio a largo plazo. Paula Balderrama, licenciada en nutrición, indicó que el uso excesivo es perjudicial especialmente en las infancias. Aconsejó disminuir el umbral de dulzor y el uso de sal en las comidas.

La licenciada Paula Balderrama explicó a El Tribuno de Jujuy que actualmente "tenemos muchos alimentos que son riesgosos para la salud, pero cuando los consumimos en exceso y esto es lo que sucede con el edulcorante, que además es totalmente artificial. Todos los que tienen aspartamo, ciclamatos, sucralosa o los derivados de estevia que están modificados, no son buenos. Por ejemplo, a la hora de tomar mate se suele usar un chorro en el termo y es un montón, teniendo en cuenta que es todos los días".

Además, se encuentra presente en distintos productos que son de consumo frecuente, como las gaseosas que "por más que se rotulen como 'cero' contienen edulcorante y otros agregados como el sodio que puede traer problemas de presión arterial", advirtió.

También hizo énfasis en optar por una alimentación natural y saludable, evitando agregar endulzantes o sal: "Son costumbres el que todo debe ser endulzado o salado, no se nos permitió probar los alimentos en su gusto real y natural. Debemos cambiarlo y disminuir su consumo desde las infancias, cuando se comienza con la alimentación suplementaria que es desde los 6 meses. Es importante remarcar que a los niños no se les debe dar edulcorante ni derivados. Con la Ley de Etiquetado Frontal, existen los rectángulos que nos advierten sobre los alimentos que tienen esto y son prohibidos para las infancias", dijo.

Asimismo, manifestó que aumentó el porcentaje de obesidad infantil: "Se ven niños de 6 años con hígado graso de grado 2, suelen tener una alimentación a base de harinas, gaseosas y dulces. Es un problema de casa, como tutores debemos fomentar los alimentos naturales y caseros".

Sin embargo, resulta un problema porque siempre se recomendó como un reemplazo del azúcar para lograr bajar de peso, "pero está comprobado que no es así. De hecho, va dañando nuestra flora intestinal y si tenemos bacterias buenas en este lugar, las daña. Esto puede producir distensión abdominal, gases que no sabemos de dónde vienen o diabetes. Para bajar de peso debemos tener un déficit calórico y se consigue alimentándonos correctamente. Está bien que de vez en cuando tomemos gaseosa, comamos chocolates o helado, pero en lo diario nuestra alimentación debe basarse en frutas, verduras, carne, huevo y agua".

Si bien no existe un reemplazo que sea natural para endulzar, ya que "la miel lamentablemente está muy industrializada en estos tiempos, lo importante es ir bajando el umbral de dulzor para tener un consumo más natural. La estevia en yuyo puede ayudar para quienes no les gusta el mate amargo", finalizó. (Mauro Rodriguez)