Teatro
Arnaldo André y Marta González en una Intimidad indecente
"Yo ni me di cuenta de las dos horas de viaje", dice Marta González, "y yo apenas subí al avión me dormí", dice Arnaldo André a El Tribuno en el aeropuerto mientras subían sus equipajes a un vehículo que los llevó a Orán. Así de simples y como el matrimonio que interpretan en "Intimidad indecente", los conocidísimos actores coinciden en lo divertida, ágil y plena de realidad que es esta comedia que los trae por el norte.
"Esta obra me genera una satisfacción enorme, más que aquellas con las que estuve en Salta, Flores de acero y Decile a mi hija que me fui de viaje. La respuesta de la gente lo dice todo, porque logra hacerla reír y emocionar al mismo tiempo. Esto es porque existe una identificación con lo que se plantea en la historia", explica Marta, quien aprovecha para señalar su satisfacción de salir de gira. Y en perfecto lunfardo dice: "A mí me encanta yirar. Y con Arnaldo disfrutamos de viajar y hacer esta obra que seguirá en cartelera hasta 2015", anticipa.
Con Arnaldo André
El actor de voz inconfundible pone el acento en la risa que genera la obra, pero sobre todo en la emoción que provoca el mensaje final. Es que Arnaldo y Marta logran reflejar a la perfección el paso del tiempo de un matrimonio que, aún divorciados, nunca dejan de estar juntos. "Son cuatro décadas en las que se recorre el interior de las relaciones familiares. En poco más de una hora, la magia del teatro hace que se refleje una vida con la que cualquiera se puede identificar", dice. Con las cosas muy claras respecto de los guiones que elige a la hora de trabajar, dirige esta comedia y asegura que "es tan buena que solo necesitó mínimos ajustes".
Propio de su versatilidad, André no solamente seguirá con el teatro, sino que pretende seguir su carrera como cineasta tras realizar su primera película "Lectura según Justino", con Mike Amigorena y Julieta Cardinali en los roles protagónicos, Luisa Kuliok y Diego González como revelación e intérprete de Justino. La historia se ubica en los 50 durante la dictadura de Alfredo Stroessner en Paraguay, pero tiene la particularidad de estar basada en un año de la vida del propio André. Esta ópera prima está incorporada también en festivales internacionales y espera poder presentarla este año, tras superar algunos inconvenientes de distribución, en la Argentina.
En cuanto a la televisión, el artista dice que por ahora no está en sus planes. "Estoy enfrascado en mis proyectos de cine y teatro y si no se plantea algo que me sorprenda no me interesa. Ahora, lo único que hago con la TV, es zapping", concluye.