El “Carnaval más alto del Mundo” llegará al cielo de San Antonio de los Cobres

No es una fiesta cualquiera, se trata del “Carnaval más alto del Mundo”, que por segundo año consecutivo se llevará a cabo el próximo sábado en el Viaducto La Polvorilla, ubicado a 20 kilómetros de San Antonio de los Cobres, a 4.220 metros sobre el nivel del mar.
Esta atrapante convocatoria tuvo su lanzamiento oficial ayer en horas de la mañana en el hotel Alejandro 1, con la presencia de autoridades provinciales y miembros de la Cámara de Proveedores de Servicios Mineros y Turísticos de la Puna, organizadores del festival.
En la ocasión, se brindaron detalles del festival que contará con espectáculos folclóricos, concurso de canto y encuentro de comadres de San Antonio de los Cobres y alrededores. También se realizará la ceremonia de homenaje a la Pachamama.
El festival promete convertirse en un atractivo turístico que permitirá dar a conocer los valores artísticos y culturales de los pueblos andinos de la Puna salteña. Es así como se ultiman los detalles de la 2ª edición del Festival del Carnaval de La Puna a realizarse al pie del viaducto La Polvorilla.
La gran fiesta se desarrollará entra las 11 y 18, y además contará con un interesante festival musical, que tendrá como protagonistas a: Willy Campero, Conjuro Salta, Inti Sumaj, Alejandro Barrionuevo, Krive, Canto Legüero, La Zapada, Carnavaleros de la Puna, Los Lirios Rojos, Alegres de la Puna, Sangre Latina, entre otros.
Asimismo, el Carnaval más alto del Mundo, hace un par de semanas, estuvo presente en el multitudinario Desentierro del Carnaval, de Rosario de Lerma. Hasta este lugar llegaron copleros, músicos y jóvenes, con disfraces típicos de la región puneña con la intención de promocionar el carnaval de las alturas.
Los organizadores del Carnaval más alto del Mundo aclararon que el evento es a total beneficio de instituciones de la Puna, ya que lo recaudado en esta oportunidad será destinado a la edificación de la sede del Cuerpo Infantil de la Policía, entidad que cumple un rol fundamental en la contención de los niños y jóvenes de la Puna, quienes a través del baile y de la alegría que transmiten demuestran su voluntad de generar actitudes positivas, construyendo de esta forma proyectos de vida superadores.
Willy Campero viene trabajando desde hace mucho tiempo en todo el noroeste del país. En los últimos tiempos, su contagioso ritmo de cumbia fusionada con bachata, comenzó a ocupar un lugar especial entre el público, que ya dio muestra clara de su aceptación.
Víctor Campero o Willy Campero como todo el mundo lo conoce, comenzó desde muy chico a relacionarse con la música. Cuando apenas tenías 13 años, con los chicos del barrio decidieron conformar el grupo Tornado, en dónde tocaba timbales.
A los 21 años decidió dar una vuelta de carro a su vida, así decidió encaminar su carrera como solista. Hoy, es uno de los preferidos de la música tropical.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...