Valle de Lerma
Comercios y municipios, preocupados por la falta de poder adquisitivo
“Los clientes están cada vez más pobres”, se oyó decir a los almaceneros, que mermaron la venta

Los comerciantes de los municipios del Valle de Lerma están realmente preocupados. La producción del tabaco es la variable económica de la región. No existen fuentes de trabajo genuinas. Los rumores de disminución del subsidio intercosecha se venían escuchando desde principio de este año. Empresarios y comerciantes están preocupados por la economía regional. No hay un vuelco buscando nuevos horizontes productivos, diferentes al tabaco.

Apenas a cuarenta minutos de Salta capital, la mayoría de las localidades del Valle de Lerma no tienen industrias, viven del campo y la administración pública. Las pérdidas por el granizo y el ajuste de Nación, con nuevas exigencias para acceder a los subsidios del intercosecha, terminan por ser letales en la región.

"El impacto es importante. Los comercios de nuestros pueblos sienten el efecto tabaco. Sin una gran temporada y sumado a este problema del intertabaco, pienso en cerrar las puertas de uno de mis negocios dedicados a la venta de ramos generales. La gente pide fiado y se nota la escasez de dinero. Tampoco ayudan las acciones de las comunas, que no controlan la venta ilegal y que llamativamente prefieren comprar en comercios de Salta capital y no en los locales. Entre todos debemos sincerarnos. La economía no está bien a nivel país, y estas situaciones, como el intercosecha, generan incertidumbre en la población y en los comercios" apuntó Rubén Saman, dueño de un viejo almacén en Chicoana, como los de antes, con ventas polirubros y a gran escala.

También posee una estación de servicio que funciona en El Carril, no tiene incidencia por ahora el problema del tabaco. Pero la distribución de agroquímicos y fertilizantes en la zona ha bajado considerablemente.

"En la distribuidora sentimos los altibajos de la economía regional. El tabaco incide con su producción. Ahora se suma este pequeño subsidio para los trabajadores. La verdad que es preocupante esta realidad", finalizó el empresario de dilatada trayectoria en Chicoana y El Carril.

Por su parte, el intendente de Rosario de Lerma mostró su fastidio por las pérdidas ocasionadas por el tabaco y el subsidio a los trabajadores. "A nosotros y en todas las comunas va influir esta quita del subsidio. Es un aporte que queda en nuestra economía regional. Cada vez más gente va a pedir a la Municipalidad por trabajo y ayuda asisten cial".

El jefe comunal de La Merced fue contundente con sus apreciaciones sobre esta coyuntura. "La gente va a pedir a la Municipalidad que le paguemos las boletas de luz, ya no piden chapas y mercadería. Hace meses venimos diciendo que si siguen atosigándonos así, en la región puede haber serios problemas socia les".

El presidente de la Comisión de Hacienda y Presupuesto de la Cámara de Diputados, Mario Vilca, legislador provincial por Rosario de Lerma, aseguró que "es una situación delicada y preocupante, porque la actividad tabacalera genera empleo y desarrollo económico. Expuse la situación de los trabajadores y reclamé soluciones a la Nación, en varias oportunidades. Cambiar las condiciones de esta ayuda o los requisitos que se exigen a los beneficiarios, depende de la decisión política de nación, pero nos perjudica de sobremanera. Nuestra economía, no es la misma que la de los porteños".