¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

18 de Mayo,  Salta, Centro, Argentina
PUBLICIDAD

?El norte a veces tiene que derivarnos una apendicitis?

Lunes, 01 de abril de 2013 23:39

El vicepresidente del Círculo Médico, Jorge Coronel, advirtió que faltan incentivos económicos para que los profesionales se radiquen en el interior y que, por eso, hay una concentración en la Capital y una carencia de especialistas en otros puntos de Salta.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

El vicepresidente del Círculo Médico, Jorge Coronel, advirtió que faltan incentivos económicos para que los profesionales se radiquen en el interior y que, por eso, hay una concentración en la Capital y una carencia de especialistas en otros puntos de Salta.

Además sostuvo que la falta de personal o de recursos en el norte provincial hace que algunas veces se derive a pacientes que podrían evitarse el traslado y que terminan saturando la estructura de la Capital.

Coronel, que trabaja en el hospital San Bernardo, habló del tema horas después de que el Círculo Médico publicara una contundente solicitada para plantear preocupación por la realidad que atraviesa el sector.

El Círculo Médico de Salta difundió una solicitada para llamar la atención sobre la situación laboral de los profesionales ¿Con eso están denunciando falta de recursos en el sector estatal?

Lo que observamos desde el Círculo Médico es que el Gobierno hizo grandes esfuerzos en capacitación, recursos humanos o infraestructura hospitalaria y a eso hay que reconocerlo. Sin embargo, en recursos humanos se ha provisto fundamentalmente a la parte de enfermería y agentes sanitarios. Eso es algo que urgía, pero en el sector de profesionales todavía hay una carencia muy importante de especialistas, fundamentalmente en el interior.

Por otro lado, hay centros de salud que trabajan muy bien y otros en los que falta contención. Eso hace que la población termine en los hospitales, saturando las guardias de emergencias con patologías que tendrían que resolverse en el primer nivel de atención.

¿Eso hace que el trabajo de los médicos sea más riesgoso?

Exactamente. Hace que el trabajo sea más a destajo y que, probablemente, llegue un momento en que los médicos se vean saturados.

Eso lleva muchas veces a que haya insatisfacción del paciente. En los hospitales se trabaja bien. En algunos centros de salud también. Sin embargo, la demanda es tal que a veces desborda a los profesionales.

Lo que más preocupa es la falta de especialistas.

Sin dudas. Hay una desproporción. Hay una mayor concentración de especialistas en Salta Capital y, en el interior, a veces hay una carencia.

Esto hace que todas las derivaciones del interior vengan a las instituciones de cabecera, es decir, al Hospital Público Materno Infantil y al San Bernardo, saturando muchas veces (las áreas de) emergencias.

En algunos lugares hay centros de salud que no tienen médicos generalistas o de familia. En algunos otros hospitales del interior faltan especialistas o insumos, por lo cual derivan situaciones que podrían solucionar.

Al San Bernardo, por ejemplo, a veces llegan pacientes desde el norte con problemas que podían haber sido resueltos con una cirugía común, como una apendicitis. A veces es porque no tienen anestesistas.

También están denunciando un incremento de las denuncias por mala praxis, ¿con qué lo asocian?

La medicina tiene sus límites. En cuanto la gente ve que no se puede satisfacer lo que está pretendiendo, muchos piensan que puede haber una mala praxis y hacen denuncias.

En realidad, una vez que se hace la investigación, son muy pocos los casos que prosperan. Pero esto hace que los médicos estén a la defensiva e incluso que la medicina se haga más cara porque se empieza a pedir una cantidad incontable de estudios.

Por otra parte, los médicos que están capacitados a veces no quieren atender situaciones complejas para tratar de evitar una denuncia de mala praxis, que puede hacer cualquiera debido a que no hay un límite.

La gente está en su derecho cuando cree que es así, pero muchas veces hay que entender que la medicina no es matemática.

En la apertura de las sesiones legislativas el gobernador Juan Manuel Urtubey señaló que creció en un 50 por ciento la planta de profesionales de la salud en los últimos cinco años. ¿Lo notan?

Acceder a los números es difícil para saber la proporción exacta. Había una carencia muy grande años atrás de agentes sanitarios. Sabemos que se incrementó significativamente. No conocemos el número, pero es importante. Eso ayuda a la atención primaria. En el caso de enfermería y otras profesiones afines ocurrió algo similar.

En cuanto a los médicos, si bien se está logrando satisfacer la demanda, creemos que todavía falta bastante por hacer.

Vemos el esfuerzo. Se hacen instituciones con infraestructura y tecnología nueva en el interior. Pero después no están los profesionales que deberían estar capacitados para manejar esa tecnología.

¿No se designa a profesionales por falta de recursos o porque no hay profesionales disponibles?

Hace dos meses atrás el ministro (de Salud) decía que no faltaban médicos en la provincia. Hoy dice que sí faltan médicos. Hay una dicotomía.

Nosotros creemos que faltan incentivos para la radicación de profesionales en el interior. A la vez no se cumple la ley de carrera sanitaria de la que tanto se habló.

Eso hace que los profesionales no se vean tentados para trasladarse. A veces, trabajando en el sector privado, en obras sociales o arriba de ambulancias pueden tener los mismos incentivos económicos que estando en el interior.

¿Ven devaluados los sueldos de los médicos en el sector público?

En el interior, creo que sí. Por otro lado, están las políticas nacionales no atribuibles al Gobierno provincial. Cuando uno supera determinado monto (de ingresos) tiene que tributar a la AFIP. A nadie le interesa excederse demasiado porque termina trabajando para pagarle al Estado y no le significa un incremento real el radicarse en el interior.

También señalaron que no están de acuerdo con la cobertura que hacen los medios sobre temas que involucran a médicos. Justamente, en los últimos días tuvo mucha trascendencia la denuncia a un profesional que habría dejado de atender para tener relaciones sexuales en una salita.

No podemos opinar de eso porque no sabemos lo que ocurrió. No defendemos a nadie. Queremos que haya imparcialidad para hacer las investigaciones que corresponden.

A lo que nos referimos es a que a veces, en algunos medios, tiene mucha trascendencia una situación que tiene que ver con un solo médico que comete un error, cuando hay 3.500 profesionales trabajando en la provincia y dando una buena atención.

 

Temas de la nota

PUBLICIDAD