Cuatro empleados de la empresa de seguridad industrial HYS, de Tartagal, fueron detenidos por la Policía luego de descubrirse que habían montado un complejo sistema de robo sistemático, llevándose productos de alto costo, que luego comercializaban en Bolivia y otras provincias. Hasta ahora y mientras se hace un inventario, se han establecido faltantes por más de $250.000. Los detenidos fueron identificados como Celina Cándida (54), Omar Justiniano (33), Héctor Gálvez (26) y Aníbal Ortiz (32). Un representante de HYS denunció que, al iniciar una auditoría, había notado la ausencia de materiales tanto en el depósito como en el local céntrico, situado en la intersección de Belgrano y Alberdi: 170 pares de botas, 100 pantalones, 100 camisas, 200 anteojos de seguridad y 200 pares de guantes.
Interviene el Juzgado de Instrucción Formal 1 de Tartagal. El martes secuestraron desde las viviendas de los sospechosos 6 pares de botas, 22 pantalones, 11 camisas, 14 protectores visuales, una campera, un mameluco, un chaleco reflectante, 10 pares de guantes y 3 rollos de cables. Todos sindicaron como “jefa” del grupo a una exempleada, quien tenía los contactos para la comercialización.
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...