El intendente Daniel Moreno, que llegó a la Municipalidad de Vaqueros con los votos de Salta Somos Todos de Alfredo Olmedo, quiere consolidar la gestión con un senador propio en la banca del departamento La Caldera.

A poco de asumir la conducción del gobierno municipal vaquereño, Moreno se pasó al Partido de la Victoria sin ponerse colorado.

Apuntalado por esta fuerza, ahora quiere ser primera figura de la política en el departamento y se anima a desafiar el liderazgo que vienen teniendo el justicialismo en la zona.

En ese objetivo, la estrategia de Moreno viene fluctuando entre Marcelo Cil y Silvina Abiles, como sus potenciales candidatos para la banca de senador por La Caldera que se renovará en las elecciones provinciales de noviembre de este año.

El apoyo primario de Moreno fue para Marcelo Cil, el desplazado secretario de Asuntos Municipales, que a pesar de estar denunciado por presunto enriquecimiento ilícito, fue designado por el gobernador Juan Manuel Urtubey como funcionario de la Comisión de Preservación del Patrimonio Histórico Cultural.

La denuncia contra Cil le dio aire a Moreno porque descomprimió la presión que venía ejerciendo el Grand Bourg para instalar candidatos, por fuera de la jefatura política justicialista del departamento.

Ahora, el intendente de Vaqueros mandó a colocar, junto a pasacalles de Rodolfo Urtubey y de Sergio Leavy, carteles para promocionar a Silvina Abiles, como candidata del PV a senadora por La Caldera.

Silvina Abiles es actualmente concejal por el municipio de la ciudad de Salta y, se asegura, que todavía estaría cumpliendo el rol de asesora jurídica de la comuna de Vaqueros.

Tanto el cuestionado Marcelo Cil como la concejal capitalina Silvina Abiles, tendrían sus respectivos domicilios en el paraje La Calderilla.

El actual representante por La Caldera en el Senado es el justicialista, Martín Moreyra, quien ya viene trabajando para buscar la reelección por un nuevo período. Es más, ya habría presentado en la sede del PJ la reserva del nombre de su lista.

Moreyra cuenta con el apoyo del jefe político del PJ en el departamento, Luis Mendaña, quien a su vez es intendente de La Caldera.

Un conflicto que continúa latente

La cuestión salarial mantiene latente el conflicto en el municipio de Vaqueros y no se descarta que se vuelva a repetir la situación que se registró a poco de asumir Daniel Moreno como intendente.

La principal queja tiene que ver con la necesidad de que se acomoden los salarios y porque se seguiría tomando gente que no es del pueblo y son traídos desde la ciudad de Salta.

Se espera que la próxima semana representantes gremiales de los empleados sean convocados a dialogar. También a poco de asumir, Moreno había incorporado gente y complicó las finanzas de la comuna.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...