Pero lo cierto es que no alcanzan las palabras para elogiar a esta verdadera muralla humana que terminó siendo un ejemplo de tenacidad y entrega, no solamente para el mundo futbolístico y del deporte, sino para la sociedad en general, tan vacía de nuevos ídolos populares.
Mascherano supo ganar el corazón de todos los argentinos de la manera que mejor sabe y que más conoce la familia futbolera: "poner huevos". Con esta fórmula obtuvo dos medallas de oro olímpicas con el equipo nacional, participó de tres mundiales (Alemania 2006, Sudáfrica 2010 y Brasil 2014) y en el Barcelona, el club en el que juega desde hace catorce años logró 14 títulos. Todo un grande.
Y como si fuera poco, este personaje amiguero y solidario es "embajador de la buena voluntad" de Unicef, una mención mundialmente reconocida.
El Jefecito, con más de 100 partidos en la Selección nacional, que también tuvo la oportunidad de compartir junto a su familia un encuentro con el papa Francisco, fue el estandarte de los dirigidos por Alejandro Sabella.
Y mientras corrían los partidos la figura de "Masche" se fue agigantando, a tal punto que hasta las redes sociales explotaron, y comenzaron a inventar proezas que el mediocampista sería capaz de hacer con sus "superpoderes", con los que ayudó a la Selección a pasar a la final.
De esta manera, Rambo, Superman, Spiderman, el Capitán América o Los Cuatro Fantásticos terminaron siendo "bebés de pecho" al lado de "Masche", cuando la popular ponía, mediante el #maschefacts, los ejemplos:
"Si mandamos a Mascherano a negociar los fondos buitre, te trae el vuelto". "Icardi, si tenés huevos robale la novia a Mascherano".
"El Kun tomó la mamadera hasta los 6 años. A esa edad Masche ordeñaba la vaca y hacía dulce de leche pa'' todo el grado". "A Macherano lo ponés como DT de Las Leonas y ninguna renuncia". "Mascherano convence a Riquelme de que está lleno y que juegue dos partidos seguidos sin lesionarse". "Cuando Jesús iba a multiplicar los panes, apareció Mascherano y dijo: Tranquilos muchachos, traje facturas". El ingenio popular, que no tiene fin, se multiplicó para resaltar cada jugada de este verdadero luchador.
Pero, además, por medio del hashtag #SiMascheranoEsPresidente, se convierte junto a Messi y Maxi Rodríguez en el triunvirato ganador de las elecciones 2015.
Al ritmo de "My Sherona"
María Fernanda Morello, su esposa, con quien tiene dos pequeñas de 5 y 7 años, reveló que "Javier es un tipo simple. Todos en esta familia lo somos. No es un prócer, solo vive fútbol". Estas palabras contradicen al pensamiento de todo un pueblo que se volcó a las redes para elogiar a este reconocido tuitero que tiene más de 3 millones de seguidores.
Pero la avalancha de elogios y ejemplos fue mucho más allá y comenzaron a sonar los "hits del momento" y de la mano de Carlos Seoane y Kiki Troia, la canción de The Knack "My Sherona" pasó a llamarse "Mas-Cherano", en donde resume toda la garra y genialidad del santafecino en el campo de juego. Toda una victoria discográfica.
La carrera del honor
No se puede considerar como la frutilla del postre, porque nadie sabe hasta cuando este ídolo de multitudes dejará de alimentar la creatividad popular, pero inclusive para hoy, está prevista la "Masche-Run", una prueba muy particular. ¿De qué se trata? La gente organizó una carrera en su honor que se realizará hoy, a partir de las 13, desde el Monumental de Núñez hasta el Obelisco. La prueba contemplará los 14 kilómetros recorridos por el volante de la celeste y blanca en la final con Alemania en Brasil.
Las palabras sobran, las letras también, pero nunca los ejemplos que nos dejó este gladiador mundialista.
x
x

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...