"Fortunato Flores" será una avenida

Hoy se le impondrá a una avenida del pueblito de Cabeza de Buey, departamento General Gûemes, el nombre "Fortunato Flores". Don Fortunato fue un libanés que se radicó en el lugar en 1905. Había arribado a nuestro país con el siglo, es decir en 1900, radicándose primero en San Miguel de Tucumán, luego en Palomitas donde su cuñado, don Antonio Abraham era jefe de Estación, hasta que dos años después se radicó definitivamente en la finca Cabeza de Buey, paraje donde el ferrocarril Central Norte había establecido una estación que se inauguró el 25 de mayo de 1890. Fue el primer habitante que se estableció en el lugar como arrendero de la finca. Construyó la primera casa del lugar de la cual solo queda en pie un pilar. Allí se dedicó a la explotación de madera y leña, materia prima que comercializaba a través del ferrocarril. Flores estaba casado con doña Barllita Mulki, también libanés y, entre ambos, fundaron una familia de trabajo. Uno de sus hijos, el Dr. Reynaldo Flores, fue un reconocido abogado del foro local, quien llegó a ser miembro de la Corte de Justicia de Salta.

Don Fortunato Flores falleció en 1945, luego de construir y donar a Cabeza de Buey la Escuela Nacional N´271, donde uno de sus primeros directores fue el maestro Luis Gorgón.

Luego de la muerte de don Fortunato, el pueblito, que había surgido espontáneamente alrededor de su establecimiento maderero, fue prácticamente destruido por el terremoto de agosto de 1948. Años después logró levemente recuperarse, pero en los años 90 sufrió otro rudo golpe en su ya deteriorada economía al levantarse el paso del ferrocarril.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...