La coparticipación  reducida perjudica a las comunas

Con obras paralizadas, sin proyectos a la vista que reactiven la económica regional y la baja de un 15% de la coparticipación nacional, las comunas del Valle de Lerma saben que, este 2018 con sus alicaídas finanzas, el panorama no es nada alentador. Además de tener una administración austera y ordenada, necesitan urgente una inyección de dinero desde la Nación.

La realidad puntual de cada municipio difiere de acuerdo a la categoría de la comuna, por su cantidad de habitantes y su evolución comercial e industrial. Para el caso del Valle de Lerma, en su gran mayoría, los municipios comparten análogas realidades, aunque la repartición de la coparticipación en muy distinta.

"Analizamos el contexto nacional y provincial. La realidad de cada comuna pueden diferir, pero el tema económico es el mismo en todas las comunas. Cada uno tiene su particularidad. La baja en la coparticipación nacional, se suma a los problemas por la inesperada perdida de fuentes de trabajo en el sector tabacalero. La Provincia acompaña y ayuda a las comunas, pero no somos una isla, en un contexto nacional donde no la estamos pasando bien", explicó Miguel Calabró, secretario de Asuntos Municipales del Gobierno de la Provincia.

Ante los intendentes, y algunos funcionarios que llegaron en representación de sus jefes comunales, Calabró advirtió a los mandatarios municipales sobre el manejo discrecional de las finanzas: "Hay intendentes que firmaron principios de acuerdos de paritarias a fines del año pasado, con la intención de arreglar con los gremios, pero les puede ocasionar problemas si se acuerda por un menor porcentaje en el contexto provincial"

Y agregó: "Estos sucede porque los intendentes son la caja de resonancia de todas las problemáticas de una comunidad. Desde el remedio, hasta el tránsito, pasando por salud y educación, cuando en realidad no son temas específicos de los intendentes".

Resaltó el nuevo rol de los intendentes en la discusión de los temas provinciales y el desafío de sus administraciones para contener tantas necesidades de sus vecinos.

"Provincia les dio el lugar en la discusión de los temas puntuales a los intendentes. Esto antes no ocurría. Hoy, su representante del Foro de Intendentes, está en las reuniones de paritarias. Al estar sus economías alicaídas, la Provincia trata de compensar esta coyuntura".

Sobre los miles de trabajadores que se quedarían sin el subsidio de Intercosecha, provocando una baja importante en la inyección económica en los pueblos de la región, el funcionario dijo que "se busca reactivar las pequeñas obras municipales que absorban mano de obra desocupada".

Calabró aclaró que la oportunidad de sentarse a dialogar y gestionar ante Nación será la próxima semana cuando parte del gabinete nacional llegue a Salta a una mesa de trabajo con sus pares provinciales. Por otro lado se supo de algunos municipios que necesitan oxígeno económico pronto debido a las malas administraciones recibidas. Uno de ellos es Coronel Moldes.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...